Local

Mejora la salud de la hija del 'carcelero' que está en coma

El estado de salud de Kerstin, hija mayor de Elisabeth Fritzl y de su propio padre, que encerró a ambas durante 24 años en la localidad austríaca de Amstetten, ha mejorado aunque sigue en coma.

el 15 sep 2009 / 05:12 h.

TAGS:

El estado de salud de Kerstin, hija mayor de Elisabeth Fritzl y de su propio padre, que encerró a ambas durante 24 años en la localidad austríaca de Amstetten, ha mejorado en los últimos días, aunque continúa en un coma inducido. Así lo informaron ayer fuentes del hospital de Amstetten donde Kerstin, de 19 años, está internada desde el pasado 19 de abril, cuando ingresó en estado inconsciente, con una extraña enfermedad grave relacionada con sus genes, fruto del incesto.

Según un comunicado del médico que la trata, Albert Reiter, "la condición de Kerstin ha mejorado en los últimos días", por lo que se ha comenzado a reducir la medicación con la cual se la mantiene en un coma inducido desde hace más de un mes.

Incluso, por primera vez, los especialistas estudian la posibilidad de comenzar a despertarla del coma artificial, añadió el médico. Mientras, en una clínica psiquiátrica de Amstetten continuaban recluidos los cinco hermanos de Kerstin, junto a su madre y su abuela, Rosemarie, al tiempo que el padre, Josef Fritzl, detenido en un centro penitenciario de Sankt Pölten, capital del Estado de Baja Austria, sigue en prisión preventiva.

Los niños han comenzado a tomar clases particulares, juegan con ordenadores y leen libros, dijo el director de la clínica, Berthold Kepplinger, quien pidió a la prensa respeto por su privacidad.

  • 1