jueves, 13 diciembre 2018
06:51
, última actualización
Deportes

Mel: "Hay que ganar ocho o nueve partidos más"

Sobre Rubén: "Pido a la gente que lo perdone, no se sabe expresar, pero está en contra de la violencia"

el 11 mar 2015 / 16:49 h.

Pepe Mel ha salido a arropar a su mejor jugador. Lo ha hecho a través de los micrófonos de Onda Cero Sevilla, donde le ha lanzado un capote a Rubén Castro tras sus polémicas declaraciones del pasado domingo: "A Rubén lo conozco, no se sabe expresar, no es Jorge Valdano, se lía, no se expresa bien y estoy seguro que por su cabeza pasó que no estuvo acertado. Sé lo que él piensa y aseguro que está en contra de cualquier tipo de violencia, incluso dentro de un terreno de juego. Le pido a la gente que lo perdone porque no se sabe expresar". En este sentido, se lamentó de los líos que rodean al club verdiblanco: "Por supuesto que lo de Jordi Figueras o Rubén Castro afecta al rendimiento de los jugadores. Es difícil disociar el aspecto personal del profesional. Intentamos que se aislen y que se centren en hacerlo bien en el Betis. Este Betis tiene las mismas urgencias y problemas que en 2010: proceso concursal, jueces, etc... Las batallas externas lo que hacen es restar, no ayudan, pero me tengo que centrar en mis jugadores". BETIS14-15Respecto a la marcha del equipo, que acumula 14 partidos sin perder y que está en puesto de ascenso directo, Mel fue claro: "Nosotros sabíamos que teníamos que mejorar algunos aspectos que veíamos desde fuera. Los jugadores son los que mandan y han entendido que el Betis es un club grande y que las exigencias también son grandes. Es difícil separar los psicológico de lo táctico y meramente futbolístico y queríamos recuperar al equipo en todo. Quedan 14 partidos y si queremos estar entre los dos primeros tendremos que ganar ocho o nueve. Las rachas van y vienen, pero cuando no puedes fallar es cuando llega abril. Tenemos que ir a Las Palmas sabiendo que tenemos que poner en el tablero nuestras virtudes. Estamos capacitados para saber competir bien en Gran Canaria, como lo hicimos en El Molinón bajo unas circunstancias más difíciles". Siempre optimista, el técnico verdiblanco ha recordado que por mucho que estemos hablando del Betis, "cabe la posibilidad de no ascender. Hay que ser positivos y pensar en el año que viene en la Primera División. Mi ilusión es parar algún día esa sangría histórica que dice que el Betis, cuando asciende a la Primera, es incapaz de estar más de tres o cuatro años seguidos sin volver a la Segunda. Parece un problema crónico. En esta nueva etapa, aunque sigue habiendo líos externos, me gusta lo que veo. Hay gente sin ego que viene a ayudar". Hablando de ego, destacó la labor de Jorge Molina, condenado al ostracismo con Velázquez: "A Jorge lo conozco muy bien y le dije que si quería competir con Rubén Castro iba a salir perdedor, pero que si se complementaba con él saldría ganador, y lo entendió a la primera. Es muy inteligente, pero no quiero entrar en si jugaba o no antes de llegar yo". Uno de los líos que rodean al Betis es el caso de los amaños de partidos: "No me asombra este lío porque es una lacra que siempre ha estado en el mundo del fútbol. No sé muy bien por dónde van los tiros y hay que esperar que se investigue y se llega al final. Mientras tanto no se debe juzgar a nadie. Después, si hay alguien que ha hecho algo mal, que lo pague".

  • 1