Deportes

Mel ve "otras vías" para ahorrar que no son la venta de Emana

El madrileño advirtió a los administradores que el Betis está "abocado al fracaso" si no llegan dos centrales más.

el 13 jul 2011 / 10:54 h.

Pepe Mel, sonriente, charla con Iriney y Mario mientras Pozuelo los observa.
Pepe Mel analizó ayer la amplia actualidad de su equipo en una igualmente amplia y además interesantísima rueda de prensa. Con su habitual franqueza, sin regatear asunto alguno, el técnico reveló que el martes se reunió con los administradores concursales para convencerles de que el Betis necesita dos centrales, confirmó que el fichaje de Amaya es casi una realidad, relativizó la trascendencia de vender a Emana advirtiendo que "hay otras vías" que no pasan por la marcha del camerunés, adelantó que los descartes serán tratados con el máximo respeto, ratificó las palabras de Vlada Stosic sobre la cantera, alabó a Miguel Guillén como el "mejor" presidente posible para el Betis y respondió con ironía, que no polémica, a Marcelino García Toral. Y siempre desde la coherencia, con un discurso bien hilado, en la línea de los muchos que ofreció hasta conducir al Betis a Primera.

De esos dos centrales que para Mel son "la prioridad" ahora mismo, el primero será Amaya, una vez que Antonio Jesús González, Francisco Tato y Gerardo Narbona dieron el visto bueno a la operación. Ya sólo queda que el Wigan acepte la oferta verdiblanca. "Si viene Antonio, estará bien porque lo conozco. Pero es difícil que se haga rápido, depende del Wigan. Antonio está de acuerdo y nosotros no ponemos ningún problema. Todo depende de la celeridad con que haya acuerdo entre los clubes", contó Mel, que detalló qué argumento empleó en esa reunión "de mucho tiempo" con los administradores. "Mi obligación es advertir al club que no podemos salir a competir con dos centrales, porque estamos abocados al fracaso. Tengo toda la confianza en Juan Calahorro, pero sólo ha jugado en Segunda B y el salto es demasiado grande. La cordura te dice que no puedes entrar en Primera con dos centrales", reiteró el míster, comprensivo en cualquier caso con "el esfuerzo que está haciendo el club", dentro de lo que le permite el concurso, para satisfacer sus solicitudes.

En cuanto al otro asunto de moda, cómo no, Emana, el entrenador del Betis ratificó el discurso que ya emitió el director deportivo, Vlada Stosic. "Él [Emana] toma las decisiones siempre que el Betis no salga perjudicado. Tuvo una posibilidad y dijo que no, pero aquí nadie quiere que Achille se marche. Todos los veranos es la misma historia. Que se conjugue lo que quiere el Betis con lo que quiere Emana es difícil. Ahora bien, si sigue como uno más, nosotros encantados", comentó Mel, que incluso advirtió que el camerunés "no tiene por qué ser" una salida segura. "Hay otras vías para aligerar la nómina", recordó. En otras palabras, el discurso oficial que se espera de un club que sí quiere vender a su futbolista franquicia pero que no puede ir publicitándolo porque así sólo consigue bajar el precio del producto.

Y hablando de esas "otras vías", Mel quiso recalcar que cualquier descarte será tratado con el máximo respeto. "Hay gente cuya actitud el año pasado fue de alabar y el club debe tener un comportamiento ejemplar con ellos; se lo merecen", dijo el míster, que desveló que los futbolistas con que no cuenta lo saben desde el final de la temporada, tras el partido ante el Villarreal B.

Mel también repitió el mismo mensaje que Stosic envió ayer a los canteranos. "No es el mejor momento para salir de este club. Si yo soy canterano y veo quién es el entrenador, no me voy del Betis. Hay un futbolista [no lo citó, pero es Manu Gavilán] que salió para jugar 15 minutos y aquí igual habría tenido muchos partidos. Es el momento de pensar en el fútbol más que en lo económico. Si piensan más en lo económico, se equivocan", alegó.

El técnico, por último, habló del derbi y del famoso monosílabo de Marcelino García Toral. "He escuchado decir que no podíamos competir con algunos equipos; me lo ponen fácil", valoró en tono irónico antes de esquivar la polémica. "Conozco a Marcelino, me llevo muy bien con él y en realidad dijo lo que pensaba. Si yo veo al Betis desde fuera, igual digo lo mismo. Es cierto. Venimos de Segunda y ellos de diez años estupendos. Tienen un equipo de Primera con Copas y Uefas a la espalda", destacó Mel, que de todas formas está satisfecho con el partido de rivalidad en la primera jornada. "Para nuestros objetivos es fundamental salir a toda pastilla, al 100%, y eso ya nos lo da el rival".

  • 1