miércoles, 12 diciembre 2018
02:42
, última actualización
Deportes

Mel y Merino igualan una racha histórica que siempre llevó a Primera

Los doce partidos seguidos sin perder en Liga son la tercera mejor serie histórica del club verdiblanco, que siempre subió a Primera cuando firmó una parecida de once o más partidos invicto.

el 23 feb 2015 / 11:58 h.

Mel Pepe Mel conversa con Rubén Castro (Manuel Gómez) Con el triunfo del sábado ante el Girona (2-1) el Betis de Pepe Mel se reenganchó de nuevo a la lucha por el liderato en Segunda división, truncó una racha que ya empezaba a ser preocupante de tres partidos sin ganar y, a su vez, firmó otra de doce sin perder –al alimón con Juan Merino, que ganó los cuatro primeros de esta serie– que supone igualar la tercera mejor racha de imbatibilidad de la historia del club en Liga, ya sea en Primera o Segunda división. El tope de partidos seguidos sin perder lo ostenta Antonio Barrios –el único entrenador que ha subido más de una vez al Betis a Primera, tres en total– desde la temporada 1970/ 71 cuando no cedió ni una derrota en las 17 últimas jornadas y firmó su tercer ascenso (los otros fueron en 1958 y 1967) con ocho puntos de ventaja sobre un póquer de cuatro equipos que formaron Burgos, Deportivo, Córdoba y Rayo, que finalmente se quedó sin subir pese a sumar los mismos 45 puntos que los otros tres. Rachas El meta Campos solo cedió 8 goles en esos 17 últimos partidos, en los que los verdiblancos sumaron 8 victorias y 9 empates. Campos, Benítez, Telechía, Díaz, Pachón, Frigols, Irízar, Isauro, Macario, González y Machicha era el once tipo de aquella temporada, con Vilanova, Cobo, Ezequiel, Rogelio y Barba en la recámara. Esa fue la última campaña de Quino en el Betis, en la que solo jugó los seis primeros partidos antes ser declarado en rebeldía por negarse a jugar al estar en desacuerdo con el antiguo ‘derecho de retención’. La mejor marca de partidos seguidos de Liga sin perder, en Primera, la ostenta Juande Ramos desde mediados de la temporada 2001/02, cuando encadenó hasta 14 partidos sin derrota en la máxima categoría. Esa campaña el recién ascendido Betis acabó 6º y clasificado para la Copa de la UEFA, llegando a ser líder de Primera en la jornada 7ª, tras arrancar con cinco victorias, un empate y una sola derrota. Era el Betis de Prats, Varela, Juanito, Rivas, Filipescu, Luis Fernández, Capi, Denilson, Benjamín, Ito, Joao Tomás y... Juan Merino, que cumplió su última campaña de jugador en el Betis antes de marchar al Recreativo, donde estuvo otras cinco temporadas. En la 2000/01, con Fernando Vázquez en Segunda, firmó el Betis su última serie de doce partidos seguidos sin perder, calcada a la actual, con 8 victorias y 4 empates. Con Ferenc Szusza también estuvo el Betis doce sin perder en la 1973/74, temporada en la que acabó subiendo, como también hizo en 2001 (ya con Luis del Sol y Paco Chaparro en vez de Vázquez) o en 1994, cuando Lorenzo Serra llegó para firmar una de las mejores rachas de todos los tiempos: 10 victorias y 2 empates en las doce últimas jornadas que catapultaron al Betis hacia Primera. Con Serra, en la máxima categoría el Betis firmó una serie de 11 sin perder en Liga en la 1996/97 a la que habría que sumar cuatro más de Copa y el pase a la final. Entre el 26 de octubre de 1996 y el 1 de mayo de 1997 el Betis suma 16 victorias, 8 empates y 2 derrotas en Liga, y 8 victorias y 2 empates en Copa, en la mejor serie de resultados que uno le ha visto. SINÓNIMO DE ASCENSO Cada vez que el Betis firmó una racha de once o más partidos sin perder como en la actualidad logró ascender a Primera división: lo hizo en 1971, 1974, 1979, 1994 y 2001. Diez victorias, un empate y una derrota (en la jornada 6 ante el Atlético) fue el arranque del Betis campeón de Liga en la 1934/35, temporada en la que estuvo líder en 19 de las 22 jornadas, en otra de las mejores series del club verdiblanco a lo largo de su historia.  

  • 1