sábado, 23 marzo 2019
09:59
, última actualización
Deportes

Míchel: "Ganar sería un paso al frente"

El técnico sevillista, consciente de la importancia del envite de Bilbao, afronta el encuentro desde el optimismo.

el 07 abr 2012 / 19:19 h.

Míchel está a punto de cumplir dos meses en el Sevilla y, si gana en Bilbao, confirmará que está definitivamente en el camino para lograr los objetivos que se le pusieron cuando fue contratado. Ayer, en rueda de prensa, valoró el encuentro ante el Athletic, en el que no podrá contar con José Antonio Reyes por una inoportuna lesión de última hora.

El madrileño comenzó su comparecencia explicando la lesión del utrerano. "Tiene un pequeño problema en el aductor, por una elongación que ha sufrido en el entrenamiento y estamos pendientes de un diagnóstico. Lo único que está claro es que no puede jugar en Bilbao. Es un futbolista importante pero no queda más remedio que pensar en soluciones", reconoció.

Sobre el partido en sí, Míchel demostró tener muy clara la importancia de lograr los tres puntos. "La idea es salir a ganar siempre, sea en San Mamés o cualquier otro sitio. Ganar significa dar un paso al frente, porque de lo contrario daríamos tres pasos atrás y es difícil volver a coger carrerilla. Errores de esa magnitud se pagan, porque hay pocas posibilidades de recuperarse. Hemos conseguido tres victorias seguidas y en los partidos que llevamos aquí tenemos una puntuación estable, pero aún así seguimos fuera de Europa", dijo.

De todas maneras, el entrenador del Sevilla reconoció que ha cambiado el ánimo del equipo desde que él llegara. "El Sevilla ha sufrido mucho esta temporada y está ahora en una situación de más estabilidad, pero estamos alejados aún de lo que queríamos al principio y queremos continuar con esta buena sensación, aunque sin olvidar de dónde venimos. Hay que ir a por los partidos desde el optimismo, y en estos momentos somos optimistas", indicó.

Para Míchel, el rival de hoy juega con la ventaja de tener asegurada su participación en Europa para la próxima temporada. "El Athletic es un equipo a tener en cuenta. Es cierto que tienen asegurada su plaza europea y que quieren hacer cosas importantes en las otras dos competiciones, pero creer que no están pensando en este partido es imposible. Son un equipo rebelde, con futbolistas muy jóvenes y con vitalidad", comentó.

Sin embargo, también cree que su forma de jugar puede beneficiar al Sevilla. "Son un equipo de intercambio de golpes, con una virtud que es la de ser muy activos, pero en eso también le van los errores. La mayoría de sus partidos son similares y no se rinden ante nadie, pero no han ganado en las últimas cinco jornadas. Tienen sus fallos y tienen cuatro puntos menos que nosotros, así que algo tendremos que decir".

  • 1