Local

Micheletti da un ultimátum a Brasil para que defina el estatus de Zelaya

El gobierno de facto no recibirá al embajador español

el 27 sep 2009 / 20:30 h.

TAGS:

El Gobierno de facto de Roberto Micheletti dio ayer un plazo de diez días a Brasil para que defina el estatus del depuesto presidente hondureño -refugiado hace una semana en la embajada-, y anunció que no recibirá a los embajadores de España, Argentina, México y Venezuela.

"Nuevamente solicitamos al Gobierno de Brasil que defina el estatus del señor Zelaya, dentro de un plazo no mayor de diez días. De no ser así nos veremos obligados a tomar medidas adicionales", indicó el Ministerio de Exteriores del Gobierno de facto en un comunicado leído por radio y televisión a todo el país.

Además, pidió al Gobierno brasileño de Lula da Silva, que rechazó de lleno el ultimátum, que "inmediatamente tome medidas para asegurar que el señor Zelaya deje de utilizar la protección que le ofrece la misión diplomática de Brasil para instigar a la violencia en Honduras", aunque no especifica en que consistirán las "medidas adicionales". Desde hace siete días, Manuel Zelaya se encuentra refugiado en la embajada de Brasil en Tegucigalpa como "huésped oficial" cuando regresó a Honduras, casi tres meses después de ser expulsado del país y del poder por los militares.
Como respuesta, Zelaya lamentó ayer que las amenazas contra él y Brasil por parte de Micheletti sean una "llamada a la violencia" que él no desea. "Significa más bien una llamada a la violencia que nosotros no lo deseamos, sino que quisiéramos que se arreglara por vía pacífica", expresó Zelaya a medios locales desde la embajada brasileña en Tegucigalpa, donde permanece desde el lunes.

Brasil pide moderación. Al respecto, el Gobierno de Brasil le pidió a Zelaya "moderación" por el uso político que el derrocado mandatario le da a la embajada brasileña en Tegucigalpa. El representante adjunto de Brasil en la Organización de Estados Americanos (OEA), Lineu Pupo de Paula, también instó a Zelaya a dejar de "divulgar comunicados y declaraciones proselitistas" mientras estuviera en la embajada. La advertencia fue hecha después de Zelaya haber distribuido un comunicado en el que incitaba "a la desobediencia civil contra la dictadura hasta la caída de los usurpadores".

En estas circunstancias, Antonio Porta, el chipionero encarcelado en Tegucigalpa por participar presuntamente en las revueltas callejeras será juzgado hoy. Porta se había desplazado a Honduras para conocer a una mujer hondureña con la que trataba a través de internet.

  • 1