Local

Mil autobuses pararán al día en Ponce de León desde el 4 de julio

A partir del sábado 4 de julio, los 980 autobuses que pasan al día por la Encarnación (1,5 de media al minuto) se trasladarán a Ponce de León, en obras para habilitar la nueva terminal de Tussam. Residentes, motoristas, taxistas y la lanzadera de Tussam al Duque serán los únicos que podrán circular por la Encarnación.

el 16 sep 2009 / 04:21 h.

TAGS:

(Vídeo: Andrea Á. Yhamá)

A partir del sábado 4 de julio, los 980 autobuses que pasan al día por la Encarnación (1,5 de media al minuto) se trasladarán a Ponce de León, en obras para habilitar la nueva terminal de Tussam. Residentes, motoristas, taxistas y la lanzadera de Tussam al Duque serán los únicos que podrán circular por la Encarnación.

En teoría, porque en la actualidad los vehículos privados tampoco deben circular por Almirante Apodaca, Imagen y Laraña. Sin embargo, pocos son los conductores que respetan la señal ubicada en una esquina de Santa Catalina. De hecho, el acceso al parking de Santa Ángela de la Cruz es por Gerona-Doña María Coronel-Plaza de San Pedro, y no por Almirante Apodaca.

Con todo, el Ayuntamiento aún no ha diseñado un dispositivo policial que asegure la limitación de tráfico en la Encarnación, que encara la última fase de las obras.

"El dispositivo policial será el que sea necesario", se limitó a explicar ayer el delegado de Movilidad, Francisco Fernández, que explicó los cambios que provocarán los trabajos de Emasesa (que arrancan el próximo martes) y del Metropol Parasol.

En primer lugar, la terminal de Tussam (las líneas 10, 11, 12, 15, 20, 24, 27, 32 y C-5, con unos 24.000 usuarios al día) se ubicará desde el 4 de julio en Ponce de León, una plaza mucho más reducida y en la que se han eliminado un centenar de aparcamientos que usaban los vecinos y trabajadores de la zona. Para ellos no habrá alternativa.

Al mismo tiempo, se pondrá en marcha una lanzadera con tres paradas: Ponce de León, Encarnación y el Duque. Ha sido bautizada como la línea "verde" porque la formarán autobuses a gas natural y uno "híbrido" que funcionará de modo experimental con carburante y baterías eléctricas.

Según el gerente de Tussam, Carlos Arizaga, Sevilla será la segunda ciudad española en usar este tipo de vehículos. Se prevé que esta línea pueda transportar mil pasajeros cada hora y que tenga una frecuencia de paso de cinco minutos. Eso sí, no será gratis. Será una línea más.

Fernández también aclaró que los motoristas podrán circular por las dos vías, una en cada sentido, que quedarán libres en la Encarnación y que incluso tendrán nuevos aparcamientos. Uno estará en la Gavidia y otro en la actual parada de taxi en Imagen, que pasará a la acera de enfrente y ganará en número de vehículos.

Entre las novedades está también el cambio de sentido de Don Pedro Niño para "mejorar la conexión interna este-oeste del barrio", según Fernández, y que la calle Amparo será sólo para vecinos.

La línea de Tussam B-2, que iba de Triana a la Encarnación, terminará en el Duque, donde se cambiará el sentido del tráfico en el lateral de la fachada principal de El Corte Inglés para convertir esta plaza en "una gran rotonda".

Según el delegado, que anunció más zonas para la carga y descarga en Imagen y Regina, estas medidas se mantendrán hasta que finalicen los trabajos de reurbanización de la Encarnación, cuyo plazo no precisó, si bien durarán más de dos meses. Tras la obra, el Consistorio informará de la reordenación definitiva. En todo caso, es poco probable que los autobuses vuelvan a la Encarnación.

  • 1