Local

Montilla gana el pulso y evita que la financiación se dilate

El presidente catalán plantó cara y en contra de lo que habían pedido Chaves o Felipe González, exigió que se aborde ya la financiación y se cumplan los plazos del Estatut de Cataluña. Foto: EFE.

el 15 sep 2009 / 04:35 h.

TAGS:

El presidente catalán, el socialista José Montilla, plantó cara y en contra de lo que habían pedido Manuel Chaves o Felipe González, exigió que se aborde ya la financiación y se cumplan los plazos del Estatut de Cataluña. El Gobierno le mandó un mensaje de tranquilidad: se cumplirán los plazos.

¿Conviene en época de vacas flacas abrir la guerra por el reparto del dinero del Estado entre las comunidades? Si contestan el ex presidente Felipe González o el andaluz Manuel Chaves dirían que lo prioritario debe ser "ventilar" la desaceleración económica y apostarían por aplazar la reforma de la financiación. Pero no es desde luego la opinión del presidente de la Generalitat, José Montilla, que ayer, desde un artículo en El País, alertó de los riesgos políticos en Cataluña si se posponen las negociaciones sobre la financiación. La vicepresidenta primera del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega, le mandó un mensaje de tranquilidad y aseguró que se mantendrán los plazos previstos. Los socialistas andaluces le exigieron no "dramatizar".

El Estatut de Cataluña establece el 9 de agosto como fecha límite para llegar a un acuerdo en materia de financiación con el Gobierno. Por eso el presidente catalán advirtió de que aplazar la negociación "violaría la ley, sería injusto y tendría riesgos políticos", ya que podría acarrear el desafecto hacia España. Consideró urgente la reforma para "resolver una situación clamorosamente injusta", ya que "no es aceptable que la solidaridad que se reclama a Cataluña perjudique los derechos de los catalanes". "Nuestro actual sistema de financiación ya no es útil ni justo para todos. Ni es sano, ni es eficiente. [...] Hace años que el sistema no es justo con quienes más aportan".

El Gobierno, por su parte, contestó que quiere mantener los plazos previstos y, "desde el primer día", está poniendo todos los medios para llevar a cabo esa reforma, que es "necesaria e importante", según De la Vega. Ese nuevo sistema, añadió la vicepresidenta, debe mejorar los medios de las comunidades para hacer frente a los problemas de los ciudadanos, darles mayor suficiencia financiera y más responsabilidad fiscal y garantizar la igualdad de todos los españoles.

El secretario de organización del PSOE-A, Luis Pizarro, en declaraciones a la SER, pidió "calma" a Montilla y le invitó a "no dramatizar tanto". El número dos del PSOE-A defendió las tesis de Chaves o González, que habían apostado por posponer la reforma para superar la actual coyuntura económica. Pizarro dejó claro que el Consejo de Política Fiscal y Financiera, donde se sientan todas las comunidades y el Gobierno, tendrá la última palabra.

  • 1