Local

Moratinos ofrece la nacionalidad española a la saharaui en huelga de hambre

el 28 nov 2009 / 16:41 h.

TAGS:

El ministro español de Exteriores, Miguel Ángel Moratinos, ha dicho que la oferta de nacionalidad española a la activista saharaui Aminatu Haidar muestra "el compromiso" del Gobierno para "encontrar una solución".

Moratinos habló por teléfono desde Bruselas con Haidar para proponerle esa posibilidad, además de otras dos alternativas: intentar que recupere su pasaporte marroquí o concederle el estatuto de refugiada en España.

El jefe de gabinete de Moratinos se desplazará mañana a Lanzarote para tratar con la activista saharaui las ventajas e inconvenientes de cada una de las tres posibilidades, y a partir de ahora "es ella la que tiene que optar", añadió el titular de Exteriores en unas declaraciones a la prensa.

El ministro, quien participó hoy en Bruselas en una reunión UE-Cuba, insistió en que la oferta de la nacionalidad española es "una excepción de carácter humanitario".

Si Haidar se decidiera por esta opción, habría que iniciar un procedimiento que se intentaría realizar "lo más rápidamente posible".

Moratinos explicó que el Gobierno puede decidir otorgar la nacionalidad española "a aquellos casos que por causas diversas son merecedores".

Respecto a la conversación telefónica, indicó que explicó a Haidar que la voluntad del Ejecutivo ha sido "hacer todo lo necesario" para solucionar la situación.

Haidar comenzó una huelga de hambre el pasado día 14, un día después de ser expulsada por Marruecos y obligada a volar de vuelta a Lanzarote después de serle requisado su pasaporte al negarse a poner en la ficha de control policial que su nacionalidad es marroquí.

El ministro insistió en que "desde el primer momento" ha sido acogida y se le han respetado todos sus derechos, mientras que el Gobierno ha buscado "buscando soluciones legales que le permitan viajar".

Añadió que la conversación fue "buena", aunque la activista en favor de los derechos humanos del pueblo saharaui "ha manifestado su decepción por lo que consideraba la actuación del Gobierno español".

Moratinos insistió en que han tratado de atenderla y de apoyarla en esta "situación difícil", pero recalcó que no ha podido hablar con ella hasta hoy, ya que "si hubiésemos podido hablar ayer, hubiésemos podido ganar un día".

Aún así, el ministro aseguró que no está dolido por no haber logrado entablar contacto con Haidar, ya que "lo importante es que hemos hablado, nos hemos escuchado el uno al otro".

El ministro de Exteriores insistió en que este Gobierno, "a diferencia de otros", trabaja para lograr "una solución justa y definitiva" a la cuestión del Sahara Occidental, para lo cual trata de "buscar puentes y diálogo entre Marruecos y el Frente Polisario".

  • 1