Cofradías

Morón de la Frontera se queda sin la banda del Cristo de la Expiración

Una crisis interna acaba con la banda de la Hermandad de Santa Cruz.

el 13 oct 2010 / 19:11 h.

TAGS:

La banda delCristo de la Expiración toca tras el misterio de las Siete Palabras de Sevilla.

Cinco eran las bandas y agrupaciones musicales que durante la Semana Santa salían de Morón de la Frontera dispuestas a acompañar a las diferentes cofradías, no sólo de la provincia de Sevilla, sino del resto de Andalucía. Unas bandas reconocidas por su gran calidad pero que, por diversos motivos, se están viendo sumidas en una importante crisis en los últimos meses. Uno de los factores principales es el económico, algo que no pasa por alto en casi ninguna formación, pero que en este municipio incluso obligó a la banda municipal a realizar un pasacalles reivindicativo ante la negativa de pago por parte del Ayuntamiento de Morón de la Frontera.

Pero quedaba todavía por contar un capítulo más dramático, que es el de la desaparición de una formación. El mundo cofrade recibió con gran consternación la noticia de la extinción de la banda de cornetas y tambores del Cristo de la Expiración, sin prodigarse en detalles, aunque entre los motivos de su desaparición está la crisis interna en el funcionamiento.

Desde que el pasado 5 de agosto la Hermandad de la Santa Cruz hiciera público un comunicado en el que aceptaba la dimisión del hasta entonces director de la banda, Manuel Escalante, la convulsión había sido la nota predominante en esta formación. Eso fue sin duda uno de los principales temas de confrontación entre la cofradía y la banda, que se agravó todavía más cuando se notificó la destitución del director musical, Emilio José Escalante Romero y hermano del anterior.

Esta crisis parecía subsanada cuando, a principios del pasado mes de septiembre, José María Fernández pasó a hacerse cargo de la dirección y tomó la decisión de mantener a algunos componentes de la anterior corporación. Sin embargo, su designación no fue suficiente. Desde la cofradía lo único que trascendió es que "por ahora los músicos han colgado los trajes y los instrumentos". Pero prefieren no ofrecen más datos sobre si será un descanso de unos años o si al final la banda está desintegrada.

Lo que está claro es que la decisión se produjo de golpe, de un día para otro. Prueba de ello es que la formación ya había anunciado algunos acompañamientos que iba a realizar durante la próxima Semana Santa, como el del Viernes Santo en Alcalá del Valle o el Miércoles Santo, cuando tenía previsto ir a la capital hispalense tras el misterio de la Hermandad de las Siete Palabras. Precisamente ya se había granjeado un buen nombre en Sevilla, puesto que desde 2003 y durante unos años acompañó a la Hermandad de San Bernardo en su estación de penitencia. Tampoco los músicos quieren hablar sobre lo ocurrido.

Dar continuidad al proyecto era el principal objetivo de la frustrada nueva dirección de la banda, que precisamente cumplía su vigésimo aniversario en junio del 2011, ya que la formación nació en 1991 bajo el apoyo de la citada cofradía. Un triste cumpleaños que finalmente no podrán celebrar.

  • 1