Local

Multa de 166.000 euros al SAS por un mal diagnóstico

El Servicio Andaluz de Salud, (SAS) ha sido condenado por el Tribunal Superior de Justicia a pagar una indemnización de 166.134 euros a la familia de un hombre que falleció en 2001 en el Hospital de Valme.

el 15 sep 2009 / 01:42 h.

TAGS:

El Servicio Andaluz de Salud, (SAS) ha sido condenado por el Tribunal Superior de Justicia a pagar una indemnización de 166.134 euros a la familia de un hombre que falleció en 2001 en el Hospital de Valme de Sevilla, tras haber acudido varias veces al servicio de urgencias donde le dieron dos diagnósticos erróneos.

El fallecido, un hombre de 52 años que acudió al servicio de urgencias del Hospital Valme en varias ocasiones, fue examinado por los médicos, que lo mandaron a su casa tras diagnosticarle erróneamente un cólico biliar y una lesión en el riñón derecho, según informó ayer la Asociación El Defensor del Paciente en un comunicado.

El malestar del hombre fue en aumento y finalmente fue ingresado en el centro, donde falleció a los pocos días debido a una hemorragia interna como consecuencia de un síndrome antifosfolípido primario, la enfermedad que padecía y que nunca fue diagnosticada por los médicos.

Además, la asociación denunció que el hombre fue tratado en el Valme durante más de veinte años con un anticoagulante sin tener "ningún diagnóstico claro" y recalcó que si en esa época los médicos "hubieran hecho un reconocimiento y un estudio pautado" habrían descubierto y diagnosticado el mal del paciente, el síndrome antifosfolípido primario, y no hubiera fallecido. Desde la Asociación del Defensor del Paciente, aseguraron que si en el servicio de urgencias del Hospital Valme le hubieran atendido a tiempo y de forma oportuna, "le habrían podido salvar la vida".

"No son casos aislados". También reconoció que éste no es un caso aislado, pues según la asociación, ésta es la segunda sentencia condenatoria por mal funcionamiento de las urgencias de los hospitales sevillanos que recibe el Servicio Andaluz de Salud a raíz de las denuncias interpuestas por El Defensor del Paciente en pocos meses.

La primera condena fue ratificada por el Tribunal Superior de Justicia de Andalucía en enero de este mismo año, a causa del fallecimiento de una mujer tras esperar 8 horas en la sala de urgencias del Hospital Virgen Macarena.

  • 1