Deportes

Negredo: señalado para ir haciendo el cuerpo a la afición

Las palabras de Del Nido sobre su buque insignia sólo se entienden si el acuerdo con el Atlético de Madrid está al caer... o incluso cerrado.

el 26 jun 2013 / 00:25 h.

Negredo y Del Nido, en la presentación del delantero. (Paco Puentes) Negredo y Del Nido estrechan la mano. (Paco Puentes) El jugador se quiere ir. Me ha dicho: ‘Presi, quiero crecer, quiero jugar la Liga de Campeones…’. No nos ha puesto una pierna en el pecho, pero… Elegiremos aquel club que dé más dinero o más seguridad; o menos dinero pero más garantías. Ya estamos un poco forzados en la negociación. Hay que valorar si es bueno que un futbolista se quede en contra de su voluntad”. Las palabras de José María del Nido dejan claro que los días de Álvaro Negredo en el Sevilla están contados. Sólo así se entiende que el presidente hablara en esos términos de su buque insignia, capitán y máximo goleador para más señas. No habría sido inteligente hacerlo, desde luego, si el presidente pensase que el acuerdo con el Atlético de Madrid está lejos. Más bien, su forma de señalar al internacional español evidencia que mucho se tienen que torcer las cosas para que no se marche. Negredo, como ya pasó en su día con otros futbolistas importantes, aspira a mejorar y Del Nido le ha dado una palmadita en la espalda para situarle en primera línea de fuego. Sólo así la afición podrá exculpar al club del traspaso de su gran estrella –y de lo que pueda ocurrir luego con los sustitutos del goleador–. Y más aún vendiéndolo a un club, rival donde los haya, como el Atlético. El presidente no tiene la culpa de que Negredo quiera irse, pero el club también quiere hacer caja. Es más: está deseándolo. ¿Para qué si no iba a decir Del Nido lo siguiente: “En una plantilla que queda dos años seguidos novena, ¿quiénes se tienen que quedar? ¿Los que ganan tres millones?  Esfuerzo el que ha hecho el Sevilla, que ha perdido cuarenta millones. Y si no hubiéramos vendido, perdemos veinte”. Negredo dejará dinero –y quizá jugadores– con su traspaso pero también liberará al club de tener que pagar la ficha más alta de todo el plantel. UN SALVOCONDUCTO. “Pretendemos, en el curso de este mes y principios de julio, cubrir el balance presente, algo que ya hemos hecho e incluso con superávit. Y también el siguiente, con esos ingresos extraordinarios que son necesarios en esta entidad como en la mayoría de los clubes de fútbol”, explicó Del Nido. Revelador. El traspaso de Negredo, siempre y cuando se gestione bien la contraprestación recibida, sería un auténtico salvoconducto para el club a la hora de no tener problemas con el control económico tanto de los organismos nacionales como de la UEFA en los próximos tiempos. El propio Del Nido se encargó de decir el pasado lunes que el organismo rector del fútbol europeo estudia recrudecer sus exigencias sobre la  salud económica de los clubes a la hora de permitirles participar en competiciones internacionales. LA OPCIÓN BAPTISTAO. Las negociaciones entre Sevilla y Atlético han dejado un nuevo nombre sobre la mesa: Leo Baptistao. El club de Nervión quiere incluir al delantero brasileño en forma de cesión por dos temporadas, según Radio Sevilla. Baptistao fue fichado por el Atlético recientemente, tras despuntar en el Rayo, por unos siete millones de euros. Baptistao se une de este modo a Pizzi, Adrián y Saúl como jugadores que podrían entrar en la operación, cada vez más encauzada por lo que se ve, pese a que Enrique Cerezo diga que se encuentra “en un punto muerto”. TAN AMIGOS. “Estamos negociando, como se sabe. Pero todo está en un punto muerto”, ha dicho en es.Radio Cerezo, que intenta restar cierta prioridad al asunto. “Se está negociando y si más o menos estamos de acuerdo con lo que nos pide y él está de acuerdo con lo que nosotros ofrecemos, pues llegaremos a un acuerdo. Y si no, pues tan amigos”. Cuando pase el día 30, las palabras serán otras.

  • 1