Local

'Ni aprovechados ni arribistas'

"Tolerancia cero frente a la corrupción y las conductas irregulares", sentenció Luis Pizarro, secretario de Organización del PSOE-A. Tras el escándalo de Estepona, donde el alcalde socialista está entre rejas, el número dos del PSOE se presentó ante plenario del XI Congreso con un mensaje nítido. Foto: EFE.

el 15 sep 2009 / 07:47 h.

TAGS:

"Tolerancia cero frente a la corrupción y las conductas irregulares", sentenció Luis Pizarro, secretario de Organización del PSOE-A. Tras el escándalo de Estepona, donde el alcalde socialista está entre rejas, el número dos del PSOE se presentó ante plenario del XI Congreso con un mensaje nítido contra los abusos de poder.

El secretario de Organización del PSOE-A, Luis Pizarro, quiso dejar claro, durante su intervención en el acto de apertura del XI Congreso Regional, que en el PSOE se está para "servir y no para servirnos" y en él no caben "ni los aprovechados ni los arribistas". Los socialistas, dijo el número dos del partido en Andalucía, no van a tolerar "ningún comportamiento que dañe la honestidad y la ética de una organización con más de cien años de historia como es el PSOE".

Luis Pizarro advirtió de que quien no cumpla con estas "exigencias éticas, no cabe en el partido". "No se puede permitir que nadie se pueda beneficiar de nuestras siglas para su beneficio personal" ni que una actuación particular empañe la trayectoria de todo el partido. Aunque sin referencia expresa al caso, sus declaraciones iban dirigidas claramente a los socialistas de Estepona, sobre todo a los ediles imputados que, pese a la expulsión de las filas del PSOE-A, se han quedado con el acta de concejal.

Pizarro empezó su discurso diciendo que los socialistas se toman sus congresos en serio y no los entienden como un "mero trámite ni como escaparate para el marketing", sino que en ellos siempre hay debate y contenido. Señaló además que el PSOE es un partido "vivo, en el que se debate y en el que funciona la democracia" y, en modo alguno, es un partido "del dedazo ni del ordeno y mando".

A juicio de Pizarro, los socialistas andaluces afrontan su XI Congreso con los "deberes hechos", porque Andalucía está mejor que hace cuatro años, pese a la "complicada situación económica de origen internacional que se atraviesa ahora" y porque se volvieron a ganar las pasadas elecciones autonómicas y generales.

En este cónclave, el PSOE-A "no pretende abrir una nueva etapa", porque ahora se marcha "por el camino correcto" ni pretende "romper con el pasado ni prescindir de lo mucho y bueno" realizado en estos años. Pizarro contrapuso este planteamiento con el discurso "catastrofista y mezquino de la derecha, que intenta lanzar cortinas de humo sobre los avances inequívocos de Andalucía". A su juicio, para lo que debe servir el cónclave es para "dar un nuevo impulso" al proyecto y "reformular el proyecto para renovar, para proseguir y para dar un nuevo sentido a la alianza estratégica con los andaluces".

  • 1