domingo, 16 diciembre 2018
00:18
, última actualización

«No hay ningún elemento de corrupción en el Consistorio de Lora del Río»

ENTREVISTA. Dedicado a la política desde su afiliación a la UGT en 1984, abandona la alcaldía loreña tras 12 años de gobierno. Se culmina el proyecto planteado para tres legislaturas, y el fin de este ciclo motiva su marcha, para dar paso a nuevas caras y proyectos

bin_33951874_con_16710257 Hace más de una década asumió el bastón de mando con un objetivo: ser un Ayuntamiento saneado. Ahora, 12 años después, el socialista Javier Reinoso dice adiós con su meta alcanzada y con el convencimiento de que el futuro pasa por renovar las caras. — Deja la primer línea política municipal y no opta a la reelección. ¿Qué motiva esta marcha? —Los proyectos políticos tienen un principio y un fin. Debe llegar una nueva generación que renueve los proyectos políticos y las caras de los que están al frente. Mi proyecto político empezó en el año 1995 y termina ahora, un tiempo más que suficiente para que aquello que planteamos se vea concluido. — ¿En qué situación está Lora del Río tras los 12 años de su gestión? —Había que solucionar los problemas históricos que tenía el pueblo, uno de ellos corregir la situación financiera. A día de hoy hemos conseguido tener deuda cero, lo que es una situación muy ventajosa. —¿Cuáles han sido los principales hitos de su gobierno? —Hemos aprobado el PGOU, el primero realizado respecto al LOUA; el muro de defensa que corrige una situación de desastre histórico; se ha construido una variante, el proyecto más importante después del segundo puente sobre el río, y pequeñas inversiones que nos han colocado en una situación privilegiada. —¿Qué ha quedado por hacer? —Muchos proyectos que estaban en nuestro programa en 2003, buscando ponernos al nivel de otras localidades con dotaciones que Lora no tenía, pero que las circunstancias han impedido ejecutarlos, como la recuperación del Teatro Cine Goya, por poner un ejemplo. Pero, entre otras cosas, se aparcaron porque las prioridades locales eran otras. —¿Cómo acaba esta legislatura en minoría? —Como empezó, con diálogo y consenso. Había que dar estabilidad a la institución y nos faltaba una legislatura para cumplir nuestro proyecto, pactamos con IU y el PA, que entendieron que podían formar parte de ese gobierno. La oposición, por su parte, se ha dedicado a denunciar nuestra gestión. Podrá haber errores administrativos, pero hay una cosa que no van a encontrar, no hay ningún elemento de corrupción en el Ayuntamiento, y con eso he sido muy tajante. Ni yo ni ninguno de mis compañeros hemos metido la mano en ningún sitio. —¿Qué características definen el último presupuesto municipal? —Más allá del mínimo superávit que tenemos previsto, se cumple con la estabilidad presupuestaria, finaliza el plan de ajuste y dejamos las cuentas municipales saneadas. El Ayuntamiento tiene una de las situaciones económicas mejores de la provincia. —¿Qué líneas de actuación ha seguido el Ayuntamiento frente al desempleo? —Vislumbramos una fuerte proyección municipal y tener una tasa de desempleo por debajo de la media de la provincia. El turismo es una fuente importante, y apostamos por él con eventos como Aquí hay Migas, el concurso de cortadores de jamón o las muestras MercAxati y ArteAxati. —¿Está Lora protegida frente a las inundaciones? —Sí. Para ello eran necesarias tres actuaciones: encauzamiento del arroyo Gómez, desvío de la desembocadura del arroyo Churre y el muro de defensa. Están hechas, incluso la obra civil de la estación de bombeo en la que colocar la maquinaria en caso de inundaciones. Hace un año subió el nivel del río y el agua no llegó a las casas. —¿En qué situación se encuentra el paso subterráneo en la vía del tren? —El Ayuntamiento ha invertido 2,6 millones de euros en reformular toda la zona. Una unidad de actuación que correspondía al Ayuntamiento y que si no se ejecutaba no tenía sentido hacer el paso subterráneo allí. Ahora el Ministerio de Fomento lo ha quitado de los presupuestos, por lo que estamos a la espera de que lo incluyan. —Han tenido denuncias por contrataciones, obras no ejecutadas. ¿Cómo afrontan esa situación? —Muchas son maniobras políticas que buscan atacar al gobierno y a mi persona. Nuestra gestión es correcta y hemos puesto a disposición de juzgados y Fiscalía toda la documentación requerida. Una de esas cuestiones, la de la depuradora, ha sido archivada tres veces.

  • 1