Local

Normalidad en Barajas tras un corte de fluido de una hora en la T4 y el edificio satélite

La terminal 4 y el edificio satélite de Barajas operan con regularidad desde las 00.10 horas, después de que una avería en un transformador eléctrico haya interrumpido su normal funcionamiento al causar un corte de fluido que ha paralizado numerosos sistemas operativos.

el 16 sep 2009 / 07:15 h.

TAGS:

La terminal 4 y el edificio satélite de Barajas operan con regularidad desde las 00.10 horas, después de que una avería en un transformador eléctrico haya interrumpido su normal funcionamiento al causar un corte de fluido que ha paralizado numerosos sistemas operativos.

La avería ha dejado sin funcionar escaleras eléctricas, ascensores, ordenadores, puertas antiretorno, el Sistema Automatizado de Tratamiento de Equipajes (SATE) y el tren automático de transporte de viajeros entre el edificio principal y el satélite de la T4, entre otros.

Decenas de viajeros han quedado atrapados y se han producido "escenas de tensión", aunque sólo ha tenido que ser asistida por los servicios médicos una mujer que se ha "torcido un tobillo", según han manifestado a Efe fuentes aeroportuarias.

AENA ha detallado que la avería se produjo en torno a las 23.10 horas en una cabina de un centro de transformación, que "produjo la caída de una fase que ha tirado todas las de protección de los sistemas eléctricos y electromecánicos del T4 y T4 satélite".

Se procedió entonces a "puentear a otro centro de transformación y en quince minutos se empezó a rearmar el sistema", según el ente público que ha manifestado que el apagón no afectó a los vuelos de llegada, aunque ha causado retrasos en 4 de salida, debido a los problemas en la carga de los equipajes en los aviones.

Las fuentes aeroportuarias han especificado que durante la avería se suspendió el normal funcionamiento de las operaciones, ya que los sistemas informáticos de las compañías no funcionaban y no se podía continuar con los embarques y desembarques de los vuelos.

Este aspecto ha sido confirmado a Efe por varios de los pasajeros afectados, como relató Pedro Domínguez, que llegó al edificio satélite sobre las 23.00 horas en el vuelo de Iberia 813 procedente de Gran Canaria.

"Cuando llegamos al satélite nos tuvieron una media hora en el avión, hasta que descendimos por las escalerillas. No se veía nada, la oscuridad era total. Empleados de Iberia nos iluminaban con focos para poder entrar en el edificio", relató.

Según Dominguez, les condujeron al andén del tren de conexión entre ambos edificios, donde "había unas 200 personas, muy nerviosas, tensas y donde se vivieron escenas de pánico y altercados entre los viajeros".

"No había información. Sólo un empleado de AENA que no daba a basto. Estuvimos unos 20 minutos y nos llevaron a una puerta de embarque desde donde descendimos a la plataforma para que nos llevaran en autobuses a recoger los equipajes", a donde dice, que llegaron sobre las 00.15 horas.

Relató que había unas 600 personas, pasajeros de tres vuelos, esperando sus maletas, que tardaron en salir otros 45 minutos.

"Coreaban consignas contra lo que estaba pasando, mientras rellenaban reclamaciones y acogieron con aplausos la salida de las maletas", subrayó.

Las fuentes aeroportuarias han explicado que a las 23.55 horas se restableció el servicio del tren de pasajeros y a las 00.10 volvió el fluido eléctrico a todos los puntos de la T4.

Los sistemas de seguridad de la terminal (arcos de seguridad y escáneres) no han sido afectados

  • 1