Economía

«Nuestro objetivo es llegar a EEUU, China y Centroeuropa a partir de 2010»

Apostó por montar un pequeño laboratorio de ensayo para asesorar en tecnificación agrícola en Villaverde del Río y ya cuenta con presencia en Suramérica y El Magreb. El consejero delegado de Agriquem pone ahora sus miras en mercados más competitivos

el 14 sep 2009 / 22:37 h.

Apostó por montar un pequeño laboratorio de ensayo para asesorar en tecnificación agrícola en Villaverde del Río y ya cuenta con presencia en Suramérica y El Magreb. El consejero delegado de Agriquem pone ahora sus miras en mercados más competitivos.

-La actividad de Agriquem no es muy común. ¿A qué se dedica exactamente?

-Somos un laboratorio tecnológico de ensayos avanzados e ingeniería especializada en agronomía, alimentación y medio ambiente, que ofrece servicios de inspección y control, ensayos, asesoría y outsourcing.

-¿Cómo nace una firma como ésta en una localidad como Burguillos?

-En realidad, la empresa se constituyó en 1993 en Villaverde del Río, la localidad de la que procedo, como un pequeño laboratorio. Debido a nuestra actividad, la zona era lo de menos, porque nuestros clientes objetivos, que son grandes empresas tecnificadas, permiten gran flexibilidad. El traslado a Burguillos se debió a la necesidad de espacio. En 1996 compramos un centro de I+D en la localidad y decidimos mudarnos a él.

-¿Cuál es la clave del éxito de la empresa?

-Desde siempre hemos seguido una estela de crecimiento. La clave ha sido la combinación de tecnología química avanzada, ingeniería especializada, innovación, competitividad y el aporte de soluciones, ventajas y valor a los clientes. Además, hay que destacar el personal altamente cualificado e implicado con el que cuenta la empresa. Ahora somos 150 personas en Agriquem, el 60% titulados superiores de distintas disciplinas, como la Química, la Ingeniería o la Biología. Y la media de edad es de 30 años.

-¿Es complicado encontrar este tipo de trabajadores?

-Sí, aunque el hecho de estar presentes en distintos países nos permite abrir el campo de captación. Cuando buscamos especialistas, lo hacemos por todo el mundo, aunque optamos en primer lugar por ojear en Andalucía. Normalmente, los profesionales que se unen a la empresa proceden de las mejores universidades de cada país, en el caso de España, por ejemplo, la de Valencia, la de Madrid o la de Sevilla.

-¿Cuáles son esos países en los que ya tiene presencia?

-Contamos con otro gran laboratorio en Chile, donde trabajan unas 60 personas, y tenemos distintas oficinas en Perú, Argentina, Uruguay, Portugal o Egipto. Ahora mismo estamos en más de 20 países.

-¿Tienen nuevos planes de expansión?

-De aquí a dos años, el plan de internacionalización recoge que Agriquem se expanda por el Mediterráneo, tanto norte como sur, y por Suramérica. A partir de 2010, nuestro planteamiento es llegar a Centroeuropa, Estados Unidos y China. Esto no significa que no trabajemos en estos países a través de acuerdos, como el que tenemos con líderes del sector de la distribución en el mundo. Ahora debemos prepararnos bien para afrontar la verdadera internacionalización, a través de un plan de captación de talentos y de una apuesta por la formación muy fuerte.

-¿Maneja la previsión de deslocalizar la producción?

-En la medida en que usamos la máxima tecnología, lo que conlleva el uso de equipos costosos donde trabaja personal altamente cualificado, es imposible una deslocalización. Prevemos ampliar las instalaciones en 2.000 metros cuadrados, pero para adaptarnos a las nuevas divisiones en las que nos estamos embarcando.

-En cuanto a los números, ¿cuál ha sido la facturación de Agriquem en 2007 y cuáles son las previsiones de crecimiento?

-Nuestro ritmo de crecimiento se ha mantenido en el 30% casi todos los años. El pasado, en concreto, facturamos 8 millones de euros. La previsión es seguir creciendo porque se ha llevado a cabo un plan de inversiones muy potente para sacar adelante nuevas divisiones. La idea es que en tres años la facturación alcance los 20 millones.

-¿Cuáles son estas divisiones?

-La más importante es la minería. Hemos firmado un contrato relevante de outsourcing con un gran líder en este sector. Por ahora, no pensamos ampliar instalaciones en España, pero sí en otros países como México, Portugal, Marruecos o Egipto.

-¿Qué peso tiene la innovación en el negocio?

-El 8% de la facturación se dedica a I+D. Nuestra apuesta en este sentido es muy fuerte, no sólo en lo que se refiere a productos, sino también en procesos, lo que nos ha llevado a alcanzar la máxima competitividad en el sector.

-¿Dónde existe mayor competencia en este sentido?

-En todas partes, aunque quizás hay menos en los países emergentes como Centroamérica y El Magreb. La mayor competencia está en los países más desarrollados, como Alemania o Inglaterra, donde trabajamos con empresas de esos países.

-¿Cuál es la situación del sector en la actualidad?

-Hay una gran concentración de las empresas en los países en los que estamos. Las exigencias del mercado son cada vez mayores y hay que tener toda la tecnología y los permisos pertinentes. Esto está creando muchas barreras para la entrada de nuevas firmas y la tendencia es a la concentración a través de adquisiciones. La apuesta por la calidad ha sido fundamental para estar bien posicionados.

  • 1