Local

Nueve países piden a Kenia que no dispare contra civiles desarmados

Al menos cinco personas murieron el viernes en la tercera y última jornada de manifestaciones organizadas por la oposición keniana en protesta contra el fraude en las elecciones. Varios embajadores occidentales exigieron a las autoridades que no maten civiles desarmados. (Foto: EFE).

el 14 sep 2009 / 22:52 h.

TAGS:

Al menos cinco personas murieron el viernes en la tercera y última jornada de manifestaciones organizadas por la oposición keniana en protesta contra el fraude en las elecciones de diciembre. Varios embajadores occidentales exigieron el viernes a las autoridades que no maten civiles desarmados.

Nueve embajadas occidentales en Nairobi exigieron el viernes a las autoridades kenianas que dejen de matar a "manifestantes desarmados", después de tres días de enfrentamientos con los seguidores del líder de la oposición, Raila Odinga, que han provocado más de 20 muertos hasta el momento.

El comunicado, firmado los embajadores de Reino Unido, Australia, Canadá, Dinamarca, Finlandia, Países Bajos, Noruega, Suecia y Suiza asegura: "Hemos visto imágenes explícitas del uso de la fuerza mortal sobre manifestantes desarmados", añade el texto.

Tal como sucedió en la víspera y el pasado miércoles, los incidentes del viernes sucedieron en la barriada pobre de Kibera, en Nairobi, uno de los epicentros de los enfrentamientos entre la policía y los seguidores del principal partido de oposición, el Movimiento Democrático Naranja (ODM) que dirige Raila Odinga.

Cuatro de las víctimas mortales se produjeron precisamente en Kibera, donde la Agencia Efe constató que la policía abrió fuego directo contra los manifestantes, a los que previamente había tratado infructuosamente de dispersar con gases.

Abusos contra niños. Distintas agencias de Naciones Unidas y organismos internacionales mostraron su preocupación por los abusos cometidos contra niños kenianos desplazados por la violencia en la que está sumido el país.

"Hemos obtenido informes que alertan de casos de violaciones a menores, y de que las agresiones sexuales se multiplican, estamos muy preocupados", dijo la portavoz del Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF), Veronique Taveau. Asimismo, la portavoz alertó sobre las dificultades especiales que padecen los niños desplazados, muchos de los cuales han perdido a sus padres, lo que les hace aún más vulnerables a maltratos y todo tipo de abusos.

Consciente de este problema, Cruz Roja ayuda a los niños que no tienen adultos que les acompañen. Los voluntarios de esa organización localizan a los menores y los transfieren a centros creados para acogerles en caso de no encontrar a sus familiares. Un total de 120 niños separados de sus familias, han sido reagrupados con éxito.

  • 1