Local

Obama dará un discurso de paz a los musulmanes

Obama dirigirá desde Egipto un discurso de paz al mundo islámico y abordará las relaciones con los creyentes de esa religión.

el 16 sep 2009 / 02:26 h.

TAGS:

Obama está dispuesto a ser recordado no sólo por haber sido proclamado el primer presidente negro de EEUU. Ayer anunció una nueva decisión histórica: Dirigirá desde Egipto un discurso de paz al mundo islámico y abordará las relaciones con los creyentes de esa religión.

Nunca un presidente de EEUU había mostrado tal disposición a la conciliación con el mundo musulmán, y menos desde que en 2001 el 11-S la guerra contra el terrorismo de Bush terminara de enemistar a Washington con el universo islámico. En su discurso en El Cairo, Obama pretende "demostrar cómo podemos trabajar juntos para garantizar la paz y la seguridad de nuestros hijos en este país y en el mundo musulmán", según declaró en una rueda de prensa el portavoz de la Casa Blanca, Robert Gibbs.

Obama viajará a Egipto el 4 de junio y un día después llegará a Dresde (Alemania), una ciudad que quedó completamente destruida durante la Segunda Guerra Mundial.

El 6 de junio visitará Francia, donde en Normandía se conmemorará el 65 aniversario del desembarco en 1944 de las tropas aliadas para liberar los territorios ocupados por el Tercer Reich alemán durante la Segunda Guerra Mundial.

El discurso de Obama en Egipto cumple una promesa de campaña del presidente estadounidense, que se había comprometido a dirigirse al mundo islámico desde una capital musulmana en sus primeros cien días de mandato, que cumplió el pasado 29 de abril.

La selección de una capital llevó más tiempo de lo esperado, según fuentes de la Casa Blanca. Preguntado sobre si Egipto era una mala localización para tan importante discurso por sus violaciones de los derechos humanos, el portavoz Gibbs respondió: "Es un país que, en muchos modos, supone el corazón del mundo árabe". "El alcance del discurso, el deseo del presidente de hablar [al mundo musulmán], es mayor de que el lugar donde se va a dar el discurso o quién es el líder del país en el que se va a dar el discurso", añadió.

reconciliación. Las intenciones del presidente de EEUU de reconciliar al país con el mundo islámico no son ningún secreto. Barack Obama ya se había dirigido a los musulmanes en un discurso durante una visita en abril a Ankara, donde en una alocución ante el Parlamento turco afirmó que EEUU "no está en guerra" con el Islam. Desde que llegó a la Casa Blanca, el presidente ha dado un giro de 180 grados a la política exterior de su antecesor, George W. Bush.

Desde Turquía, ofreció un "amplio" acercamiento al mundo musulmán y la reconciliación con estos países. "Buscamos un amplio acercamiento basado en un mutuo respeto y nuestros intereses compartidos", dijo. En un discurso ante el Parlamento turco en Ankara, prometió que escuchar "cuidadosamente, resolver malentendidos y buscar el terreno común". "Seremos respetuosos, aunque no estemos de acuerdo. Y transmitiremos nuestra profunda apreciación por la fe musulmana, que tanto ha hecho a lo largo de los siglos para mejorar el mundo, incluido mi propio país", subrayó Obama, que recordó que él mismo ha vivido en un país musulmán, Indonesia.

En aquella ocasión, como ya ha hecho otras veces, el jefe de la Casa Blanca anunció una serie de programas que demostrarán "nuestro compromiso con un mundo mejor", en áreas como la educación, la sanidad o el comercio. "Nuestro objetivo será, en alianza con la gente a lo largo del mundo musulmán, progresar en nuestras esperanzas comunes y nuestros sueños comunes", agregó Obama, que subrayó la importancia de la alianza con el mundo islámico para derrotar el extremismo terrorista. La elección de Turquía fue estratégica, ya que se trata de un país aliado pero cuyos lazos se habían deteriorado a raíz de la guerra de Irak.

  • 1