Cultura

«Ojalá la Medalla sea un broche de oro y no me cojan manía»

Maribel Verdú fue galardonada ayer por la Academia de Cine con la Medalla de Oro que recibió de manos de la presidenta de la Academia. La actriz se convierte en la quinta mujer en recibirla y en la más joven de todos los galardonados. Foto: EFE.

el 15 sep 2009 / 17:52 h.

Maribel Verdú fue galardonada ayer por la Academia de Cine con la Medalla de Oro que recibió de manos de Ángeles González-Sinde, presidenta de la Academia. La actriz se convierte en la quinta mujer en recibirla y en la más joven de todos los galardonados hasta el momento.

Sonriente y muy feliz se presentó ayer Maribel Verdú ante los medios para recibir de manos de la presidenta de la Academia de Cine, Angeles González-Sinde, la Medalla de Oro por su aportación al cine español. La actriz es la quinta mujer en recibirla y la más joven de todos los galardonados hasta el momento. La ganadora del Premio Goya 2008 a la Mejor Actriz dijo esperar que esta Medalla sea "un broche de oro" a un año cargado de éxitos, "y no me cojan manía".

Verdú, que participó anoche en el acto de entrega oficial de la Medalla de Oro, en el que estuvo previsto la asistencia del ministro de Cultura, César Antonio Molina, confesó que este premio le hacía "tanta, tanta ilusión" que cuando supo que era la galardonada este año sintió "vértigo y miedo". "Me hace ilusión porque, quizá, me la merezca un poquito", dijo la actriz, que ha logrado un galardón que antes consiguieron Sara Montiel, Concha Velasco, Ana Belén y Geraldine Chaplin.

Su recorrido profesional. Con más de 60 películas en 25 años de trayectoria profesional, Verdú, que ha trabajado con cineastas como Vicente Aranda, Montxo Armendáriz, Fernando Trueba, José Luis Garci y, más recientemente, con Francis Ford Coppola en Tetro, agradeció la Medalla, porque es un premio que le dan los compañeros de profesión y porque antes lo han recibido personalidades "referente" y a los que ha admirado, como Carlos Saura, Fernando Fernán-Gómez o José Luis Borau.

Verdú, que actualmente trabaja en teatro, en la obra que ha sido su debut sobre los escenarios Un Dios salvaje reconoció que lleva un año en el que le han dado "todo". El Goya tras cinco nominaciones o la selección de la película de José Luis Cuerda Los girasoles ciegos para representar a España en los Oscar son algunos ejemplos de los reconocimientos. "Espero que la Medalla de Oro sea un broche de oro y que no me cojan manía", afirmó la actriz, que dijo sentirse "culpable" por estar recibiendo tantos reconocimientos en poco tiempo.

  • 1