jueves, 17 enero 2019
17:26
, última actualización

Oña deja la Alcaldía de Fuengirola tras 22 años para seguir como diputada andaluza

El Tribunal Constitucional respalda la ley electoral andaluza que establece la incompatibilidad entre el cargo de regidor y diputado.

esperanza-oña La vicepresidenta segunda del Parlamento andaluz y alcaldesa de Fuengirola, la popular Esperanza Oña, anunció ayer que dejará la Alcaldía para seguir como diputada autonómica, tras el respaldo del Tribunal Constitucional a la ley electoral andaluza que establece la incompatibilidad entre ambos cargos. El resto de regidores y parlamentarios del PP afectados por la incompatibilidad –Sevilla, Córdoba, Huelva, Valverde del Camino (Huelva y La Mojonera (Almería)– ya habían adelantado que renunciaban a su acta de diputado y que optaban por sus ayuntamientos. También tendrá que decidir por la Alcaldía o el parlamento el regidor de Marinaleda (Sevilla), Juan Manuel Sánchez Gordillo (IU), que guarda silencio. Oña afirmó que han sido «los días más difíciles de mi vida política», pero explicó que ha optado por dejar el Ayuntamiento por considerar que su aportación puede ser «más necesaria» actualmente en el Parlamento, por lo que cree que es «tal vez el momento de ceder el testigo» en sus responsabilidades municipales. Acompañada por el portavoz del PP andaluz y presidente del partido en Málaga, Elías Bendodo, explicó que la decisión de dejar la Alcaldía tras 22 años de mandato, ha sido «consensuada» con el PP y el equipo de Gobierno de Fuengirola y comentó que se va por una ley «injusta y sectaria». Oña, que también dejará de ser edil, será sustituida por la primera teniente de alcalde, Ana Mula.

  • 1