Local

Otro pasito más

Hay un viejo refrán que dice: "Uvita a uvita, un lobo se comió una viña". Y el Betis, pasito a pasito, sumando en los momentos trascendentales, está a un solo punto de su matemática salvación. Estoy convencido de que con 45 puntos tendrá suficiente...

el 15 sep 2009 / 04:15 h.

Hay un viejo refrán que dice: "Uvita a uvita, un lobo se comió una viña". Y el Betis, pasito a pasito, sumando en los momentos trascendentales, está a un solo punto de su matemática salvación. Estoy convencido de que con 45 puntos tendrá suficiente, pero tal y como están apretando equipos que parecían desahuciados y quedando todavía nueve puntos por delante, lo mejor para los de Chaparro es sumar cuanto antes ese punto. Y debe hacerlo por si fuera necesario de cara a una salvación que todos dan por segura por como se está desenvolviendo el equipo.

Gran primer tiempo. Ha vuelto el Betis a protagonizar un magnífico primer tiempo en Almería. Los de Unai Emery, equipo de moda esta temporada por sus méritos, estuvieron a merced de los verdiblancos en un primer acto en el que su portero, el brasileño Diego Alves, les salvó de haber llegado vivos al descanso. El meta protagonizó dos grandes paradas en dos mano a mano con Odonkor, que, en la tercera oportunidad, lograba adelantar al Betis en el marcador.

Y el empate. Cuando parecía todo encarrilado vino el empate. Llegó nada más empezar el segundo tiempo en un balón que no acertó a despejar Nano y en el que Pulido hizo el 1-1. Con el gol todo cambió. El Betis se olvidó de todo lo bueno que hizo en el primer tiempo, fue perdiendo el control del juego y el Almería fue llegando cada vez ante los dominios de Casto. El guardameta salvó a los suyos en dos grandes paradas a remate del pequeño e incisivo Crusat. Reaccionó el Betis al final, cuando estuvo a punto de ganar, pero de nuevo se encontró en un tiro a bocajarro de Arzu a Alves, que evitó el que pudo ser el 1-2. Al final hubo reparto de puntos porque cada equipo mandó en un tiempo.

  • 1