Local

Para que el calor no golpee

Más de 186.000 personas usuarias de la Teleasistencia tendrán acceso a información.

el 14 jun 2014 / 09:43 h.

TAGS:

CALOR EN SEVILLA Más de 186.000 personas usuarias del servicio de Teleasistencia  (143.204 mujeres y 43.694 hombres) tendrán acceso a la información y  recomendaciones sobre el calor a través de Salud Responde con el fin  de prevenir los efectos de las altas temperaturas en las personas  mayores de 65 años, dependientes y con alguna discapacidad. Sánchez Rubio ha recordado que desde 2004, el Servicio Andaluz de  Salud tiene establecidas diversas líneas de trabajo con las  enfermeras de atención primaria y atención hospitalaria, así como de  los dispositivos de Salud Mental, para hacer frente, de manera  efectiva, a los problemas de salud derivados de las elevadas  temperaturas. Por un lado, en atención primaria, se contemplan información a la  población general; identificación de los pacientes de riesgo para su  inclusión en el plan de seguimiento telefónico que realiza Salud  Responde; intensificación de las visitas domiciliarias y talleres de  formación e información a profesionales de los centros residenciales  (con la remisión de información sobre el uso y conservación de  medicamentos, medidas preventivas y protocolos de actuación ante la  aparición de sintomatología relacionada con el calor). Las personas identificadas como población de riesgo son, en su  mayoría, personas mayores de 65 años, pacientes frágiles que viven  solos, cuyo estado de salud está debilitado por padecer alguna  patología crónica de alta morbilidad o que tomen un medicamento que  pueda influir en la adaptación del organismo al calor, a lo que se  suma en muchos casos no disponer de condiciones de habitabilidad  adecuadas en sus viviendas para protegerse del calor. El verano pasado, se incluyeron 6.684 personas en situación de  riesgo para el seguimiento telefónico de Salud Responde, con un mayor  número de llamadas los días que hubo alertas de calor. De ellas, un  42 por ciento vivían solas y, de éstas, el 83 por ciento no tenía a  nadie con quien contactar en caso de necesitar ayuda. Las que  residían con otra persona mayor de 65 años representaban el 24 por  ciento y las mujeres constituían el sexo mayoritario, concretamente  el 69 por ciento, con una edad media de 81 años. RECOMENDACIONES EN VERANO Sánchez Rubio también ha enumerado las recomendaciones básicas a  tener en cuenta por la población, como son evitar las horas más  fuertes de sol, salir con protección (tanto con ropas ligeras y de  color claro, sombreros y protección solar), ventilar las estancias,  bajar persianas y puertas durante las horas de temperaturas más  elevadas, mantener un buen nivel de hidratación, conservar  adecuadamente los alimentos o moderar los ejercicios que exijan mucho  esfuerzo físico en las horas centrales del día. También ha enfatizado en la necesidad de prevenir las picaduras de  mosquitos, ya que se hace cada vez "más evidente" que el cambio  climático y los cambios en el comportamiento y adaptabilidad de estos  insectos, junto a su globalización, posibilitan que las patologías  que transmiten (originarias del continente africano y asiático) están  llegando a países europeos y de Norteamérica. PREDICCIONES, NIVELES Y ALERTAS SOBRE TEMPERATURAS El Plan también incluye una línea de trabajo encaminada a informar  sobre la predicción de las temperaturas en cada provincia, según la  Agencia Estatal de Meteorología. La información es predictiva, pues se refiere al día en vigor y a  los cuatro siguientes, y permite establecer los siguientes niveles de  alerta sanitaria: nivel verde ó 0, cuando no se prevé que se superen  durante cinco días consecutivos las temperaturas umbrales máximas y  mínimas; nivel amarillo o 1, cuando se prevé la superación de las  máximas y mínimas durante uno o dos días seguidos; nivel naranja o 2,  si la previsión es de superación durante tres o cuatro días seguidos;  y nivel rojo o 3, cuando se prevé la superación durante cinco o más  días seguidos. Para las activaciones de las alertas deben superarse las  temperaturas umbrales máximas y mínimas de forma simultánea, por lo  que una alerta puede quedar desactivada al no cumplirse la previsión  inicial.

  • 1