Deportes

Pavone fuerza la máquina para jugar el domingo ante el Real Unión de Irún

El punta argentino entrena con sus compañeros y apunta incluso a la titularidad para el partido del domingo ante el Real Unión

el 07 oct 2009 / 19:21 h.

Pavone se ejercita en la Ciudad Deportiva junto a Capi.

Tras unas semanas en las que Antonio Tapia ha tenido que hacer encaje de bolillos para formar un once titular, el baenense parece recibir la primera buena noticia en varios días, y es que uno de los mejores de los verdiblancos en el inicio de campaña, Mariano Pavone, podrá jugar el domingo.

El argentino, que se perdió el choque ante el Rayo Vallecano tras acabar lesionado el último partido liguero en Heliópolis ante el sorprendente Cartagena, está forzando todo lo posible para volver a formar en punta de ataque en el compromiso de la séptima jornada ante el Real Unión.

Sin Achille Emana, concentrado con la selección de Camerún para disputar dos partidos clasificatorios para el Mundial de Sudáfrica, y ante la corta nómina de delanteros existente en la plantilla verdiblanca, el concurso del atacante nacido en Tres Sargentos, si se confirma, se antoja clave para que el entrenador de Baena pueda formar una delantera de garantías para medirse a los irundarras.

Tras la jornada de descanso del martes, que aprovechó Pavone para ultimar su recuperación ejercitándose en solitario, el grueso de la plantilla verdiblanca regresó en la mañana de ayer al trabajo en la ciudad deportiva. En la sesión matinal Tapia dividió al plantel en dos grupos -repartidos entre el césped y el gimnasio- formando en el primero de ellos el ‘Tanque', que trabajó casi al mismo ritmo que sus compañeros, dejando buenas sensaciones.

El ex de Estudiantes de la Plata volvió al tajo con unas cintas de fisioterapia en el músculo para evitar que se fuerce más de la cuenta y demostró que, aunque no está al máximo de sus posibilidades, puede llegar al domingo perfectamente recuperado y en disposición de ser de la partida. El argentino realizó una serie de ejercicios de movimiento y salida de balón, aunque su nivel de intensidad fue algo menor al de sus compañeros para no recaer.

En la sesión vespertina, sin embargo, Pavone no saltó al césped y se ejercitó en el gimnasio. El argentino ha recogido la petición del cuerpo técnico, que le ha convencido de que es casi imprescindible de cara al partido del domingo que se recupere de sus molestias en el gemelo.

Y es que Mariano Pavone, tras su paso de puntillas con el Betis por la Primera división, se ha convertido en uno de los baluartes heliopolitanos en Segunda. No en vano, ya ha anotado tres goles en Liga -uno más en Copa del Rey- y se ha destapado en la faceta de asistente, ya que en sus cinco apariciones en la actual campaña ha dado hasta seis pases de gol, por lo que su participación ha sido clave en nueve de los trece tantos que ha hecho el Betis en lo que llevamos de campeonato.

EL MÉDICO, CONFIADO. Tomás Calero, el médico del club de La Palmera, se mostró satisfecho con la evolución de Pavone y confía "en que llegará" al partido del domingo. "Hoy se ha entrenado a intensidades aceptables, aún no a fuerte ritmo, y ha soportado muy bien el entrenamiento. Estamos confiados en que juegue el partido. Se le irá metiendo más intensidad y el sábado hará el entrenamiento completo", confirmó en la cadena Cope.

  • 1