Deportes

Pepe Mel, sin apenas confianza en los nuevos fichajes

Tras la ratificación pública de Pepe Mel, las críticas han virado su rumbo en las últimas horas hacia la dirección deportiva. El madrileño apenas confía en los fichajes.  

el 08 dic 2011 / 22:04 h.

Santa Cruz es uno de los pocos fichajes protagonista con Mel.

En plena vorágine por el caso Nelson, el entrenador del Real Betis, Pepe Mel, busca soluciones al caos clasificatorio amparándose en el bloque que certificó el regreso a Primera División el anterior ejercicio.  

El foco de críticas en las últimas horas ha virado su luz hacia la dirección deportiva, coordinada por Vlada Stosic y con la cuota de crédito en su peor índice desde el cierre del mercado veraniego, saldado con 9 fichajes y 10 bajas.

El balcánico confeccionó, con la orientación del propio Pepe Mel, un bloque de garantías sin liquidez y sin apenas tiempo, ya que el traspaso de Achille Emana al Al-Hilal saudí por 4,5 millones se validó cuando ya se había diseñado el grueso de la plantilla.

De los 9 fichajes cerrados por la dirección deportiva, uno, el meta Fabricio, aún no ha debutado, y dos, el arquero canario y Tosic, no se han estrenado en la titularidad. Mel continúa apostando por el bloque que certificó el anhelado regreso a la máxima categoría de forma brillante. En el ranking de los 10 jugadores con más minutos solo figuran dos incorporaciones: Chica y Roque Santa Cruz.

Hasta ahora, el único miembro del grupo que ha sido titular en las 14 jornadas es el lateral zurdo Nacho, que, con 1.300 minutos en su curriculum, es también el que más ha jugado. El meta Casto, cuya popularidad se ha resentido tras la derrota de Pamplona, es el segundo que más tiempo ha intervenido con 1.198 minutos. Su participación es diametralmente opuesta a la del canario Fabricio, que ni ha debutado en partido oficial. Mel medita concederle la titularidad ante el Valencia o en Copa.

El fichaje que más ha participado es el lateral diestro Chica. El catalán ha disputado 924 minutos -la sexta mejor cifra del plantel-. Roque Santa Cruz, con 704', es el séptimo del ranking y el segundo fichaje con más protagonismo. El caso de Jefferson Montero es uno de los más curiosos. El ecuatoriano era uno de los fijos para Mel en el inicio de la competición, pero en las últimas semanas ha desaparecido a causa de las lesiones, sus compromisos internacionales y las decisiones técnicas.

El sudamericano ha jugado 539'. Irregular es también la línea que firman el canario Mario, aquejado de numerosas lesiones y con 503' en su haber -solo 100' en La Palmera-, y el central del Athletic Ustaritz, al que convenció personalmente el propio Roberto Ríos, segundo de Mel, y que no ha sido capaz de ser un habitual en el once inicial del conjunto verdiblanco.

Caros y 'ausentes'

Sin embargo, los fichajes cuya aportación es casi testimonial son el serbio Tosic, que ha jugado 40 minutos, y el mediocentro toledano Matilla, con 182'. Son casos diferentes. El serbio es una apuesta personal de Stosic, que convenció al consejo para abonar al Estrella Roja unos 300.000 euros por su cesión hasta el 30 de junio.

Pepe Mel no confía en el balcánico, que ni se ha estrenado en el Benito Villamarín, y su esperanza en Matilla se ha desvanecido. El toledano fue su apuesta firme en el mercado veraniego, el club desembolsó 1,5 millones por la operación y ni la afición ha podido aún comprobar sus cualidades -ha jugado 11 minutos en el Villamarín- ni ha gozado de continuidad, ya que solo ha sido titular en dos ocasiones.
El traspaso de Emana, con capítulo de desacato incluido, originó una controversia en la entorno de la entidad.

La dirección deportiva verdiblanca apenas disponía de tiempo suficiente para reinvertir los 4,5 millones de euros de la venta del camerunés. Tras negociar de manera insistente con el jerezano Güiza y el gigantón Zigic, la solución final fue la cesión del paraguayo Roque Santa Cruz, al que el Manchester City incluyó en la lista de transferibles.

El '9' fue una apuesta de riesgo y su rendimiento no ha apagado los ecos de la necesidad de contratar a un goleador nato. Debido a los compromisos internacionales y a sus intermitentes lesiones, Santa Cruz solo ha jugado 704 minutos y ha gozado de la titularidad en 7 ocasiones -el 50% de los partidos-.

Un dato curioso. El delantero vive del gol. Y Roque, con una de las fichas más altas del grupo, aún más. No solo no es el máximo realizador -ha marcado 2 goles-, sino que tampoco es el que más remata. El de Asunción ha firmado 16 disparos -uno cada 44'-. El que remata cada menos tiempo es el vasco Beñat -una vez cada 27'-.

  • 1