Local

Piden 5 años y 60.0000 euros para un jefe de los TEDAX por revelación de secretos

el 21 nov 2010 / 12:24 h.

TAGS:

La acusación particular va a pedir cinco años de cárcel y el pago de 60.000 euros de indemnización para el jefe de los TEDAX de la Policía en Sevilla por desvelar datos sobre un subordinado con el que estaba enfrentado y que falleció de un infarto tras una enfermedad depresiva.

Fuentes del caso han informado a Efe de que el mando policial J.M.S. fue denunciado por el Sindicato Unificado de Policía (SUP), que le atribuyó haber facilitado a sus jefes y a través de la intranet diversos datos sobre las circunstancias en las que fue hallado el agente J.A.D., que falleció hace tres años en un hotel de Huelva.

La acusación particular, en un escrito de calificación que presentará mañana, va a pedir cinco años de cárcel y el pago de 30.000 euros de indemnización a la viuda del fallecido y otros 30.000 euros a su hija por daños morales, según ha informado a Efe el secretario general del SUP de Andalucía, Manuel Espino.

Además, solicitará, como medida cautelar, que el imputado aporte un aval para las futuras responsabilidades pecuniarias o que le sean embargadas propiedades en cantidad suficiente para asegurar la indemnización.

El mando policial ha sido imputado por un presunto delito de revelación de secretos contemplado en el artículo 198 del Código Penal, que sanciona a la autoridad o cargo público que, sin causa legal que lo justifique, revele datos relativos a la intimidad y "prevaliéndose" de su cargo, en este caso de datos conocidos por su trabajo en la Jefatura de Policía.

El juez de instrucción 14 de Sevilla ha dado a las partes diez días para que presenten sus escritos de acusación, han añadido las fuentes.

Espino ha denunciado que el imputado no solo ha seguido en su puesto sino que fue condecorado con motivo del último Día de la Policía.

Ello le parece una "falta de sensibilidad" y un "escarnio para el resto de policías que se juegan la vida todos los días" como los agentes que salvaron la vida a varios ancianos durante el incendio de un geriátrico, en febrero pasado, o los que se enfrentan a refriegas en barriadas marginales.

  • 1