Cultura

Poesía gaditana de Puerta de Tierra a la Plaza Nueva

Los poetas sevillanos Antonio Muñoz Maestre y Manuel Márquez dedican un poemario a Cádiz y esperan darle continuidad.

el 09 may 2010 / 20:00 h.

Manuel Márquez recita junto a Antonio Muñoz Maestre, en un acto que se convirtió en un homenaje a Cádiz.

La Plaza Nueva de Sevilla, corazón de la Feria del Libro, se disfrazó ayer de la gaditana Puerta de Tierra, con aires mañaneros del barrio del Pópulo y de la Viña. Y es que con sones carnavaleros, y desafiando a un cielo que amagaba lluvia, la editorial Umsaloua presentó en la Pérgola el poemario Isla de la Luz/Todas las Cádiz I, del que son autores el sevillano Antonio Muñoz Maestre y el manriqueño Manuel Márquez -ambos forman parte de la institución literaria Noches del Baratillo-, con prólogo de una gaditana, su editora Inmaculada Calderón.

A este recital, en el que ambos creadores interpretaron sus versos, asistió el Coro de Carnavales de Triana, que se encargó de convertir la cita en una fiesta de convivencia gaditana, y la cantaora de la Isla Isabel Lebrero, acompañada del joven guitarrista Marcos Serrato, que amenizaron la lectura de los textos de estos dos "enamorados de Cádiz".

 "Son dos poetas diferentes, dos voces innovadoras que unen el clasicismo de las estrofas de Muñoz Maestre y los aires populares de Manuel Márquez. Dos poetas que nos van a llevar de Puerta Tierra a la Alameda, sin salir de la Plaza Nueva", dijo Inmaculada Calderón durante la presentación de la obra.

Antes de comenzar el recital, Manuel Márquez explicó que, "como todo el mundo sabe", es un "enamorado de uno de los rincones más maravillosos que existen en el mundo, la ciudad de Cádiz", una suerte que comparte con "uno de los mejores poetas sevillanos del momento, el insigne pregonero Antonio Muñoz Maestre". "Dos padres para un nuevo hijo literario, dos enamorados de la misma mujer, Cádiz", añadió.

"Yo tenía muchos poemas escritos sobre la tacita de plata, y cuando se nos ocurrió emprender este proyecto, tanto Manuel como yo nos pusimos manos a la obra, porque curiosamente los dos hemos sentido siempre una afinidad muy grande por esa relación Sevilla-Cádiz", comentó ayer a este periódico Muñoz Maestre. Y es que, en su opinión, "Cádiz tiene un magnetismo y una estética que atrae a cualquiera".

El poemario está dividido en dos partes, prologadas cada una de ellas por el otro autor. De hecho, realmente se trata de dos obras en una, ya que cuentan con dos títulos -Isla de la Luz y Todas las Cádiz I-, así como dos portadas; la de Manuel Márquez, y la de Muñoz Maestre, dibujada por el malagueño Carlos Donoso.


Según resaltaron sus autores, "este libro traza un triángulo mágico entre Sevilla, las marismas y Cádiz". Además, ofrece a lo largo de sus poemas referencias a rincones y momentos claves de la tacita de plata, así como a sus personajes insignes; entre otros, a Chano Lobato, "el cantaor del 27 que nació en Cádiz y decidió terminar su vida en Sevilla".

Manuel Márquez confesó también que tiene intención de darle continuidad a esta obra, con un Todas las Cádiz II, una empresa para la que espera contar con su compañero de viaje Muñoz Maestre. "Prometo volver, pero habrá que ver cómo. Dios dirá", señaló.Al acto asistieron también la Peña Exilio Cadista, la institución literaria Noches del Baratillo y el alcalde de Villamanrique.

El acto, uno de los más multitudinarios del día de ayer, se cerró con los coros de Triana, que acompañaron a ambos poetas hasta uno de los puestos de la feria, donde firmaron ejemplares a los asistentes.

  • 1