Local

Por el entendimiento con los gibraltareños

El ministro de Asuntos Exteriores de España, Miguel Ángel Moratinos, se convertirá hoy en el primer miembro del Gobierno que visita Gibraltar desde que el peñón pasó a ser considerado colonia británica en 1713 en virtud del Tratado de Utrecht.

el 16 sep 2009 / 06:00 h.

TAGS:

El ministro de Asuntos Exteriores de España, Miguel Ángel Moratinos, se convertirá hoy en el primer miembro del Gobierno que visita Gibraltar desde que el peñón pasó a ser considerado colonia británica en 1713 en virtud del Tratado de Utrecht.

La visita de Moratinos, que acudirá acompañado por el consejero de Gobernación de la Junta de Andalucía, Luis Pizarro, se enmarca en la reunión ministerial del Foro de Diálogo Tripartito ideado a finales de 2004, y en él se aprobarán diversas medidas para beneficiar las condiciones de vida de los ciudadanos tanto del peñón como del campo de Gibraltar que cada día cruzan la frontera para acudir a sus trabajos.

En dicho encuentro se abordarán otras cuestiones importantes como el problema medioambiental que suponen los vertidos de residuos al mar. Dicho foro de diálogo fue creado precisamente para mejorar la situación de los ciudadanos del peñón al margen del espinoso asunto de la soberanía, algo que no está en cuestión y a lo que España no puede ni debe renunciar nunca.

Quizá por eso, la actitud beligerante del Partido Popular, calificando de grave error la visita, no tiene en cuenta el carácter institucional del foro ni de sus objetivos al margen de la soberanía.

Cierto es que las autoridades gibraltareñas deben reconsiderar sus últimas manifestaciones en las que lanzaban duras críticas a las fuerzas de seguridad españolas respecto al dominio de las aguas que rodean el peñón, pero ello no es óbice para intentar dinamitar, como pretende la oposición, un foro institucional que sólo pretende mejorar la vida de las miles de personas que viven y trabajan en el campo de Gibraltar y se relacionan a diario con la frontera.

Sería una irresponsabilidad por parte del Gobierno dar la espalda a estos ciudadanos por mantener una postura que no prosperará nunca por la fuerza y la cerrazón, sino por el diálogo. Por eso el entendimiento de España y Gibraltar es hoy esencial.

  • 1