miércoles, 20 febrero 2019
23:03
, última actualización
Local

Presupuestos. Tres años de recortes y casi sin inversiones

Si la Junta de Andalucía no pone demasiados reparos al plan de saneamiento para los próximos tres años, antes de diciembre podrán estar listas las cuentas del ejercicio 2011.

el 19 jun 2010 / 18:14 h.

TAGS:

Dos en un año. A la espera de la aprobación definitiva de los presupuestos municipales de 2010, el Ayuntamiento ya tiene la mirada puesta en el próximo ejercicio. Si la Junta de Andalucía no pone demasiados reparos al plan de saneamiento para los próximos tres años, antes de diciembre podrán estar listas las cuentas del ejercicio 2011.

Ése es el objetivo, basado en que el trabajo más difícil, el que ha provocado que los presupuestos no se aprueben hasta mayo, ya se ha realizado. Pero ahora queda lo más duro: cuadrar la reducción de gastos que se debe aplicar durante los próximos ejercicios y que obligará al Ayuntamiento a apretarse aún más el cinturón: en tres años los ingresos pueden llegar a caer hasta en 200 millones de euros, cerca del 20%.


Sin inversión. Para cerrar  las cuentas, el Ayuntamiento se prepara para una política de restricciones de todos los capítulos de gasto -en el que quieren contar con las empresas municipales para evitar agravios- que se pretendía compatibilizar con proyectos de inversión. Pero los planes se trazaron antes de que el Estado diera marcha atrás en su autorización a que los consistorios se endeudasen más. Ahora es todo lo contrario: no se podrán pedir más créditos. A las cuentas de 2010 no le afectará, pero a partir de 2011, y hasta que se levante esta restricción, los proyectos serán muy limitados. A la espera de lo que determine la Junta, que ya puso reparos a Lipasam, sobre el plan de saneamiento elaborado por el Consistorio, el reajuste del Estado ya puede obligar a hacer cambios.


Ingresos.  En esta coyuntura, Hacienda lleva meses preparando la cuadratura del círculo: cómo obtener más ingresos propios sin subir los impuestos ni las tasas. Durante los últimos ejercicios se ha conseguido apoyándose en el IBI en la recaudación de multas, y en la lucha contra el fraude. Y ésta última será ahora la principal línea de actuación.

La meta será lograr rebajar a alrededor de un 9% los índices de impagos, que ahorra rozan el 20. La decisión que sí está tomada es la de subir las tarifas de Tussam para igualarlas a las que el Consorcio Metropolitano de Transportes apruebe en el mes de julio. Los problemas internos de la empresa de autobuses han provocado que 2010, el año en el que ha rozado la quiebra, se cierre con los precios congelados. Ahora, en 2011 la subida será aún más significativa para compensar el vacío de este año. Y eso puede tener un coste en pleno año electoral.

 

Triana. En plena situación de recortes, el Ayuntamiento debe empezar ahora a explicar a los vecinos de Triana por qué debe levantar otra vez el carril bici y el pavimento de San Jacinto e invertir en la vía más de dos millones de euros. El problema se arrastra desde 2009 y proviene de un error de planificación de las obras. Se intentó corregir con un cronograma de trabajos que causara las menores molestias a los ciudadanos.

Pero los plazos han vuelto a saltar por los aires. El distrito quería tener liberado el suelo para la Velada y concluida la obra para la salida de la Pastora de Santa Ana a mediados de septiembre. Para ello, deberían haber empezado los trabajos esta semana. Urbanismo asegura que no está planificado un aplazamiento. Pero las cuentas ya no salen: aún hay que adjudicar las obras y éstas tienen una duración de tres meses. Las dos fiestas del barrio corren peligro de realizarse entre obreros, zanjas y máquinas.  


Puente. No será la única reforma que se inicia estos días en Triana. IU no está convencida con el resultado de los trabajos de implantación del carril bici en el Puente de Triana. El primer tramo que se ejecutó está lleno de desperfectos y no responde al diseño inicial. Ya se ha hablado con la empresa para que lo complete, lo que conlleva que vuelvan otra vez las máquinas al lado del puente más próximo a la calle Betis. El coste de los trabajos  lo deberá asumir en cualquier caso la empresa constructora.


Balances. La implantación del carril bici y las peatonalizaciones serán algunos de los ejes de la campaña de Juan Espadas. En las últimas semanas, el PSOE, con la mediación de Carmelo Gómez, ha pedido a todos los concejales que presenten un balance de la gestión de estos tres años, con los proyectos ejecutados y los pendientes. El objetivo es poder poner en valor los éxitos y tener las bases para presentar una batería de propuestas para la campaña.

De momento, aunque hay satisfacción con el inicio del proceso empiezan a surgir los primeros problemas. Como la sorpresa que dio Espadas en Macarena al llegar acompañado de Carmelo Gómez -que hasta ahora había permanecido en un segundo plano- y que no fue bien encajada por un sector de la agrupación socialista. 

  • 1