Deportes

Primera victoria para el alemán Bradl, que dominó de principio a fin

el 20 mar 2011 / 18:38 h.

Despegue desde la base aérea de Torrejón de Ardoz de uno de los F-18 con destino a Libia Libia.

El alemán Stefan Bradl (Kalex) logró su primera victoria de la temporada al imponerse en el Gran Premio de Catar de Moto2 que se disputó en el circuito de Losail y que dominó de principio a fin.

Bradl sumó su segunda victoria de la categoría, después de la obtenida el pasado año en el circuito portugués de Estoril y que, además, representa la primera victoria para el fabricante alemán de chasis.

El español Marc Márquez (Suter), autor del segundo mejor tiempo de entrenamientos, no pudo hacer una buena salida y se vio envuelto en un pequeño grupo que le acabó relegando al final de la recta de meta, en la primera frenada, a la undécima posición, desde donde el ilerdense comenzó su particular, aunque corta remontada camino del grupo de cabeza.

Stefan Bradl consolidó poco a poco su primera posición y logró abrir un pequeño hueco, mientras por detrás el trío perseguidor primero lo formaron el japonés Yuki Takahashi (Moriwaki), el suizo Thomas Luthi (Suter) y el francés Jules Cluzel (Suter), pero un nutrido grupo, en el que estaban los españoles Julián Simón (Suter) y Marc Márquez, llegaba por detrás.

Poco duró la remontada de Marc Márquez, quien en la quinta vuelta, cuando ya era sexto, abrió el acelerador de su moto demasiado rápido y salió volando por los aires y aunque no sufrió daños físicos y pudo regresar andando hasta su taller, su moto quedó seriamente dañada y le impidió continuar.

El alemán abrió un pequeño hueco que se fue haciendo más grande, merced en gran medida a la pelea que protagonizaron por detrás sus perseguidores, que se acabaron fragmentando en varios grupos más pequeños, el más rápido de los cuales lo formaron Luthi, el italiano Andrea Iannone (Suter), Takahashi y Cluzel.

Más efectivo que Márquez se mostró el ex piloto de MotoGP español, Aleix Espargaró (Pons Kalex), quien no hizo una buena salida desde la quinta línea de la formación y tras la misma se vio relegado a la vigésimo cuarta plaza, desde donde comenzó a ascender posiciones para ponerse undécimo en el octavo giro y a la cabeza de un nutrido grupo en el que también estaban, entre otros, los españoles Esteve Rabat (FTR) y Ricky Cardús (Moriwaki).

Ahí también se estancó Aleix Espargaró, que aunque lideró el cuarteto en el que se encontraba no pudo rebajar las diferencias con respecto a los pilotos que le antecedían y se tuvo que acabar conformando con la undécima plaza.

Julián Simón, sexto mejor tiempo de entrenamientos, tampoco estuvo demasiado brillante y si bien al principio de la carrera se peleó con el grupo de Takahashi, Luthi y Iannone, la verdad es que con el paso de las vueltas fue perdiendo fuelle y se acabó peleando por la novena plaza con el británico Bradley Smith (Tech 3), que le doblegó en el tramo final de la prueba.

Por delante, Stefan Bradl era el claro dominador de la carrera y Andrea Iannone, que había salido desde la sexta línea, fue el auténtico protagonista de la prueba al conseguir enlazar con el grupo de cabeza y, después de una pequeña pelea conseguir los metros suficientes como para sentenciar la segunda plaza, en tanto que por la tercera se peleaban Luthi, Takahashi y el sanmarinense Alex de Angelis (Motobi).

Bradl e Iannone no tuvieron mayores problemas para lograr las dos primeras plaza y, por la tercera, la pelea entre Takahashi y Luthi resultó espectacular en el último giro, en el que el suizo se llevó la parte del león y el japonés, obcecado con doblegar a su rival le abrió la puerta al sanmarinense de Angelis para quedarse con la parte del ratón y verse relegado a la quinta plaza final.

El primer español de la prueba inaugural de Moto2 en Catar acabó siendo Julián Simón (Suter) en una retrasada y discreta décima posición, justo por delante de Aleix Espargaró (Pons Kalex) y con Esteve "Tito" Rabat (FTR) también en los puntos merced a su decimocuarto puesto.

No entró en los mismos Áxel Pons (Pons Kalex), decimosexto, como tampoco Ricard Cardús (Moriwaki), que acabó justo tras él, en tanto que Pol Espargaró (FTR) fue vigésimo segundo y Javier Forés (Suter), vigésimo sexto.

  • 1