Local

Primeras víctimas de las epidemias

Seis días después de que el ciclón Sidr destruyese la zona costera de Bangladesh, millones de personas aún no han recibido comida ni agua porque, según la cooperante de ActionAid (Ayuda en Acción Internacional) en la región, Naime Iman Chrowdhry, "las carreteras están cerradas y destrozadas y los árboles derribados impiden el paso".

el 14 sep 2009 / 20:31 h.

TAGS:

Seis días después de que el ciclón Sidr destruyese la zona costera de Bangladesh, millones de personas aún no han recibido comida ni agua porque, según la cooperante de ActionAid (Ayuda en Acción Internacional) en la región, Naime Iman Chrowdhry, "las carreteras están cerradas y destrozadas y los árboles derribados impiden el paso".

Iman, encargada de Derechos de las mujeres y colectivos en riesgo de la organización humanitaria, explicó que ha sido testigo de "la cantidad de familias que están buscando a sus hijos vivos o muertos" porque, apuntó, "hay miles de niños desaparecidos".

Las malas condiciones en las que se encuentra la población ha propiciado ya la aparición de un primer brote de diarrea, que ha causado dos muertos en las áreas más afectadas por el Sidr. Mientras, las últimas cifras oficiales apuntan a que el huracán dejó al menos 2.929 muertos.

Los primeros informes de posibles epidemias llegaron desde el sureño distrito de Pirojpur, donde dos niños fallecieron el pasado martes debido a un brote de diarrea causado por la falta de agua potable.

Varios trabajadores sobre el terreno han asegurado que en los distritos de Patuakhali y Barguna, también en el sur, hay ya cientos de afectados por la enfermedad. "El brote de diarrea podría volverse agudo en dos o cuatro días. Lo asumimos como inevitable", reconocen las autoridades.

  • 1