Local

Prisión para el conductor que provocó el accidente de Benalmádena

La defensa del conductor del todoterreno que colisionó con un autobús en Benalmádena recurrirá el auto de prisión provisional sin fianza para su cliente. (Foto: EFE)

el 15 sep 2009 / 04:00 h.

TAGS:

La defensa del conductor del todoterreno que colisionó con un autobús en Benalmádena (Málaga), accidente en el que fallecieron nueve turistas finlandeses, recurrirá el auto de prisión provisional sin fianza para su cliente dictado por el juez y mantiene que la resolución judicial ha sido una "pantomima".

El abogado del imputado, Pedro Apalategui, ha asegurado a Efe que se ha sentido "burlado y utilizado" porque, según ha afirmado el letrado, "la resolución ya estaba acordada entre el fiscal y el juez sin celebrarse la vistilla".

Ha destacado que en treinta años de ejercicio profesional "nunca he visto que en un tema culposo se acuerde prisión preventiva" y ha criticado los argumentos del auto judicial, en el que, según el penalista, se acuerda el ingreso de su defendido en la cárcel al considerar que existe riesgo de fuga porque es conductor de camiones.

Apalategui ha reiterado que la diligencia de esta mañana era "innecesaria porque la decisión ya estaba tomada" y ha señalado que el principio de igualdad de las partes "no ha tenido ningún sentido en este caso".

El abogado ha apuntado que su cliente, que está en tratamiento psicológico, se encuentra "muy afectado y aturdido porque no es capaz de digerir ni asimilar las muertes de todas estas personas".

En su comparecencia ante el juez, el conductor del todoterreno, J.G.R., de 27 años, ha manifestado que sólo bebió dos cervezas en el transcurso del cumpleaños de un familiar, extremo que habría sido ratificado en su declaración por la persona que acompañaba al imputado en el vehículo, según han indicado a Efe fuentes judiciales.

Sobre el accidente, el joven ha señalado que cree que conducía a unos 120 ó 130 kilómetros de hora cuando adelantaba al autobús y al pisar el freno el coche se le fue y golpeó contra la mediana, lo que le desplazó hacia el autobús, con el que colisionó.

El titular del Juzgado de Instrucción número 1 de Torremolinos (Málaga) ha dictado hoy un auto de prisión provisional sin fianza y comunicada contra el conductor, al que le imputa nueve delitos de imprudencia grave con resultado de muerte, 41 delitos de imprudencia grave con resultado de lesiones, un delito de conducción temeraria y un delito de conducción bajo los efectos de bebida alcohólica.

El imputado se ha personado esta mañana en los Juzgados de Torremolinos para declarar en calidad de imputado tras recibir el alta médica en el hospital donde estaba ingresado por una intervención quirúrgica a consecuencia de las fracturas que sufrió en el accidente de tráfico.

El joven, que se encontraba en libertad provisional hasta que saliera del centro hospitalario, se ha presentado en los juzgados con su padre, llevaba un collarín en el cuello y presentaba un poco de dificultad al andar.

Según la investigación preliminar, el todoterreno, que circulaba a una velocidad excesiva e inadecuada para las condiciones de la vía en ese momento, adelantó por la izquierda al autocar, perdió el control a la entrada de una curva, colisionó con el quitamiedos de la carretera y rebotó hasta chocar con el autobús.

El conductor del todoterreno doblaba el límite permitido en las pruebas de alcoholemia al dar 0,5 miligramos de alcohol por litro de aire espirado.

En el accidente, ocurrido el pasado 19 de abril, fallecieron nueve personas, entre ellos una niña de unos siete años, y resultaron heridos más de treinta turistas.

  • 1