Economía

Pulido y Ros presentan la fusión a Griñán

Las dos entidades financieras han dado ya el último paso para su unión definitiva, con la aprobación de los balances de fusión por unanimidad.

el 20 may 2010 / 23:04 h.

José Luis Ros, Antonio Pulido y José Antonio Griñán, ayer en la Casa Rosa.

El presidente de la Junta de Andalucía, José Antonio Griñán, recibió ayer en la Casa Rosa a los presidentes de Cajasol, Antonio Pulido, y de Caja de Guadalajara, José Luis Ros, después de que el pasado lunes las dos entidades financieras dieran el último paso para su unión definitiva, con la aprobación de los balances de fusión por unanimidad.

La reunión, que tuvo lugar a las 13.00 horas, sirvió para explicar al presidente autonómico las medidas tomadas para llevar a cabo la primera fusión entre dos cajas de ahorros de comunidades autónomas distintas que se da en España.

A principios de semana, los consejos de administración de Cajasol y Caja de Guadalajara aprobaron por unanimidad los balances de fusión, a cierre contable a 31 de diciembre, del pasado ejercicio de los balances agregados individuales.

Según explicó la entidad sevillana Cajasol, esta aprobación representa el último trámite que la dirección de ambas entidades debía formalizar, de tal manera que el próximo 8 de junio las dos asambleas generales aprobarán su integración jurídica en una única caja de ahorros.

Además, ambos consejos tomaron conocimiento del informe de dos expertos independientes (KPMG Auditores y PricewaterhouseCoopers) acerca del proyecto de fusión.

La nueva caja tendrá su sede central en Sevilla y mantendrá la marca Caja de Guadalajara en Castilla-La Mancha, comunidad en la que se procederá a la apertura de nuevas oficinas apostando por la expansión y consolidación en esta importante área.

La integración entre Cajasol y Caja de Guadalajara no necesitará recursos procedentes del Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB) ni del Fondo de Garantía de Depósitos (FGD), con muy poco impacto en los costes laborales al no existir coincidencia de sucursales en las zonas de implantación de ambas entidades.

La nueva caja sumará unos activos de más de 34.000 millones de euros, e incrementará la fortaleza de la entidad sevillana en un 10%, ascendiendo el número de oficinas de la red resultante a cerca de 900 y más de 5.200 empleados.

  • 1