domingo, 16 diciembre 2018
07:45
, última actualización
Cofradías

Puntadas para recuperar un sueño

Un grupo de hermanos pretende reproducir la túnica bordada del Señor de la Salud, atribuida a Ojeda. Rafael de Rueda ha rescatado el diseño a partir de fotos antiguas

el 20 feb 2015 / 10:00 h.

TAGS:

1454611_1396590783981836_4252097760603990092_nEs un viejo anhelo de muchos hermanos de Los Gitanos. Hasta 1936 el Señor de la Salud contó con una túnica bordada que, incluso, llegó a sacar a la calle en la estación de penitencia. Una decena de fotografías testimonian la existencia de esta pieza que los cronistas de la época calificaban de «magnífica» por la riqueza del bordado, en oro fino sobre terciopelo morado. Se estrenó en 1892, «en un contexto de mayor poder económico y en el que empieza a definirse la hermandad con su llegada a San Román, la salida en la jornada de la Madrugá y la realización de un nuevo paso procesional», detalla este grupo de hermanos en el perfil de facebook (Pro-Túnica Ntro. Padre Jesús De La Salud-Los Gitanos) que ha abierto para dar a conocer esta iniciativa. Los tumultos de 1936 y el incendio de la iglesia de San Román se llevó por delante esta túnica, así como tantas otras joyas de la hermandad como las propias imágenes. Desde hace unos meses, un grupo de hermanos ha emprendido el sueño de reproducir esta túnica, «respetando al máximo el diseño, la técnica y los materiales». Para ello ha sido necesario un «minucioso trabajo» de reconstrucción por el diseñador cordobés Rafael de Rueda, quien nuevamente ha puesto sus conocimientos en programas informáticos para la recuperación original de una pieza relevante del bordado, como ya hiciera con el manto de la dolorosa de la Exaltación, el conjunto del palio de las Cigarreras o el manto de tisú de la Macarena. «Ha sido un trabajo muy laborioso pero ha merecido la pena». 16230_1396594867314761_5243260898776980060_nA través de fotografías antiguas se ha logrado redibujar esta pieza, de estilo romántico y «con decoración vegetal simbólica, con alusiones pasionistas en el empleo del cardo y el acanto». La ausencia de fotos de espalda ha motivado que se haya tenido que recurrir a la Macarena para completar el diseño. Y es que esta túnica, pese a no estar documentada, se atribuye a Juan Manuel Rodríguez Ojeda por guardar similitudes con una que del Señor de la Sentencia. De hecho, en ella se ha inspirado y en la saya granate de las Angustias que se salvó del incendio se han basado para rehacer la trasera. El resultado son los bocetos realizados Rueda y que se reproducen en esta página. La financiación será por suscripción popular. Quien desee colaborar, puede hacerlo en el email protunica@gmail.es. No hay una fecha para su estreno, aunque no disgusta a sus promotores la de «la próxima Cuaresma». Una comisión artística, encabezada por Gabriel Ferreras, del Instituto de Patrimonio ofrecerá su asesoramiento para escoger el taller más adecuado. Con esta ya serían tres las túnica bordadas del Señor de la Salud, junto a una de Esperanza Elena Caro (años setenta) y otra de confección más reciente de estilo turco. Ahora la vuelta de estas puntadas hilvanan el sueño de un puñado de hermanos.

  • 1