Deportes

Que no sea flor de un día

La Liga vuelve para un Sevilla que aún escucha los ecos de su brillante victoria sobre el Arsenal. Esta tarde, su adversario será el Almería, un recién ascendido al que debe ganar para acercarse al pelotón de cabeza.

el 14 sep 2009 / 20:56 h.

La Liga vuelve para un Sevilla que aún escucha los ecos de su brillante victoria sobre el Arsenal. Esta tarde, su adversario será el Almería, un recién ascendido al que debe ganar para acercarse al pelotón de cabeza. Dejar escapar más puntos supondría ceder ya mucha ventaja a los rivales directos.

Dos derrotas consecutivas (Villarreal y Mallorca) han frenado la escalada del equipo de Manolo Jiménez en el Campeonato Nacional de Liga, donde no gana desde que el pasado 3 de noviembre, es decir, hace casi un mes, tumbara al Real Madrid, actual líder de la competición. En estos momentos, la diferencia respecto al conjunto de Bernd Schuster es de 14 puntos y de diez respecto al Espanyol, cuarto de la tabla y cerrando el grupo de equipos situados en zona Champions, hoy por hoy principal objetivo nervionense. Para el Sevilla, todo lo que no sea ganar en el Estadio de los Juegos Mediterráneos supondría alejarse aún más de la cabeza... y al mismo tiempo acercarse peligrosamente a los puestos de descenso. Sólo tres puntos le separan en estos momentos de ellos y aunque nadie considere que el objetivo es salvarse, lo cierto es que un nuevo traspié podría ser bastante, bastante delicado.

Por todo esto, no le queda otra que mostrar su mejor cara, esa que vio todo el continente el pasado martes frente al Arsenal. Ese día, el Sevilla exprimió sus virtudes (un alto nivel ofensivo) para superar sus problemas (los defensivos, con un gol en contra al poco de arrancar el choque), y eso es lo que deberá hacer hoy de nuevo. Su partidazo no debe ser flor de un día y toca repetirlo en Liga, donde todo lo que no sea dar ese nivel supondrá jugar al filo de la navaja, y aquí son ya pocos los que perdonan los regalos.

Y deberá hacerlo sin su mejor hombre de ataque, Luis Fabiano, y sin su mejor defensa, Drago. Jiménez refrescará al equipo para no agotar a los futbolistas por mucha necesidad de puntos que haya, y más teniendo en cuenta que el próximo miércoles deberá disputar el partido aplazado contra Osasuna en el Reyno de Navarra. El serbio, con problemas musculares, se ha quedado en casa, mientras que a Luis Fabiano también da descanso para que se recupere de su problema en el pie. A ellos se unen Adriano, con molestias en los isquiotibiales; y Kerzhakov, con un proceso febril. Según el técnico, son bajas "por prevención", ya que el forzando podrían jugar, pero prefiere reservarles para Pamplona. Por el contrario, Enzo Maresca, después de más de dos meses de ausencia por lesión, es la gran novedad de la lista de convocados, de 19 hombres y en la que entran también David Prieto y Chevantón.

Hoy, jugadores como Mosquera o Koné serán los encargados de asumir la responsabilidad. Su tarea no es fácil, sobre todo porque ocuparían el puesto de algunos de los futbolistas más en forma del plantel. Exceptuando a Keita, los fichajes deben aportar mucho más que hasta ahora, y el equipo necesita que lo hagan cuanto antes. Sólo así podrán aspirar a ser titulares.

Y todo ello ante un Almería que viene de empatar en casa del Villarreal, al que impidió alcanzar el liderato por primera vez en su historia. Unai Emery, considerado uno de los entrenadores de moda, cuenta con un grupo de jugadores ambiciosos que mantienen al equipo fuera de la zona de descenso y han demostrado ser capaces de casi todo -menos de ganar- ante rivales como Barcelona, Real Madrid o Atlético. La visita a estas tierras trae al recuerdo la última, hace 26 años, cuando se enfrentó a la AD Almería, poco antes de que ésta desapareciera y naciesen el CP Almería y el Almería CF, finalmente fusionados en el actual UD Almería.

  • 1