Local

Rajoy ampara a Aznar y el Gobierno da por liquidado el conflicto

«No ha habido ni crisis ni conflicto con Rabat», asegura Moratino.

el 19 ago 2010 / 18:28 h.

TAGS:

Las pescaderías en el mercado central de Melilla, ayer, repletas de género fresco.

El presidente del PP, Mariano Rajoy, defendió la visita del ex jefe del Ejecutivo José María Aznar a Melilla alegando que es un "ciudadano español" que tiene perfecto derecho a ir para que Melilla vea que "hay quien se preocupa por ellos".

Además calificó de "débil" el Gobierno al que también acusó de "abdicar" de sus responsabilidades para con la ciudad autónoma, en el conflicto que ha tenido lugar durante estos últimos días en la frontera con Marruecos. Un conflicto que el Gobierno dio ayer "por solucionado".Rajoy, que dijo desconocer "absolutamente" dónde puede estar el origen del conflicto, quiso enviar su "solidaridad, afecto y cariño" a las mujeres que forman parte del Cuerpo Nacional de Policía y que, dijo, "han sido objeto de todo tipo de humillaciones por parte de algunas personas en la frontera de España con Marruecos".

Por ello, requirió: "quiero que el Gobierno actúe". Sin embargo, consideró que el Ejecutivo ha demostrado una "debilidad" que tildó de "impropia de una democracia avanzada" como la española y de una "potencia como es España". "Es inaceptable que el Gobierno español haya desaparecido", exclamó. En este sentido, criticó duramente la ausencia del ministro de Exteriores, Miguel Ángel Moratinos durante la crisis con el país alauí, así como del cuerpo diplomático.

En opinión de Rajoy, en este asunto se ha producido una "dejación de responsabilidades, una abdicación total de lo que corresponde hacer a un Gobierno" en una crisis. Y, al respecto, se quejó de que "el Ejecutivo no ha llamado a nadie del PP, ni al presidente de la ciudad de Melilla".Las palabras del líder del PP no aplacaron los críticas. Así, el secretario de Estado de Cooperación Territorial, Gaspar Zarrías, recomendó a Aznar "que se dedique a hacer abdominales" y "no cometa irresponsabilidades" en respuesta a su reciente visita a Melilla con motivo del conflicto.El Gobierno prefirió huir de polémicas y dio por solucionado el conflicto. La crisis parece tan solventada el Ejecutivo marroquí anunció la "próxima" visita informal del rey Juan Carlos a Rabat. Desde el municipio pontevedrés de O Covelo, el director general de la Policía y la Guardia Civil, Javier Velázquez, explicó -tras constatar las "muy cordiales" relaciones entre España y Marruecos- que el pasado miércoles se reunió en Rabat con responsables de la Gendarmería y del Ministerio del Interior marroquí para resolver el conflicto, que "ya se ha solucionado".

Precisamente, Rubalcaba y su homólogo marroquí, Taieb Cherkaoui, comparecerán el lunes en Rabat para explicar el contenido de la reunión que previamente mantendrán, en la que abordarán, además del conflicto en Melilla, la lucha contra el terrorismo, la inmigración ilegal o el tráfico de drogas. También el ministro de Asuntos Exteriores, Miguel Ángel Moratinos, que se pronunció ayer por primera vez sobre estos incidentes, aseguró que lo ocurrido en los últimos días en la frontera de Melilla no ha supuesto "un conflicto, ni un eventual conflicto, ni una crisis bilateral" con Marruecos. También el lunes se reunirá la Diputación Permanente del Congreso, que decidirá si se cita en agosto a los ministros Elena Salgado, José Blanco, Miguel Ángel Moratinos y Alfredo Pérez Rubalcaba, los dos últimos por su actuación en la crisis de Melilla.

  • 1