Local

Rajoy anuncia una conferencia de presidentes de CCAA y avisa que España "no está para líos"

el 10 sep 2012 / 21:29 h.

TAGS:

El presidente del Gobierno dedicó ayer parte del tiempo de la entrevista a hablar sobre las comunidades autónomas y recordó que el 38% del gasto público corresponde a ellas y que recaudan menos de la mitad que en 2007. En este sentido, aseguró que el Gobierno "las ha ayudado y las seguirá ayudando", pero que se deben replantear las cosas y entre otras cuestiones, "eliminar duplicidades y evitar el exceso de normas y reglamentos". En este sentido, señaló que era inasumible que, mientras que en Europa se tendía a la unificación de criterio, en España se vaya "al revés". Así, precisó que el país vive un momento "muy difícil", no está "para líos, problemas o disputas" y anunció una conferencia de presidentes de CCAA a principios de octubre.

"Estamos para ir juntos en la misma dirección y lograr crear empleo", apostilló Mariano Rajoy, también en relación con la celebración del día de la Diada hoy, que se plantea desde Cataluña como un llamamiento al independentismo. Rajoy señaló que en esa región hay 700.000 personas que "quieren trabajar y no pueden". "Cataluña tiene problemas muy graves, el primero el desempleo, problemas de déficit y de deuda, y esos problemas los tiene el conjunto de España y muchas comunidades y en este momento lo que no toca es el lío ni la disputa ni la polémica", recalcó.

En otro orden de cosas, Rajoy tuvo que responder sobre la postura del Gobierno frente a la situación del preso etarra Josu Uribetxeberria Bolinaga y las críticas de sus votantes. En este sentido, aseguró que no "es sospechoso" en este caso, ya que fue ministro del Interior "en momentos muy difíciles" en lo que se refiere a ETA.

Asimismo, recordó que la Audiencia Nacional debe decidir ahora sobre la excarcelación del carcelero de José Antonio Ortega Lara, tras el recurso presentado por la Fiscalía, y señaló que aunque "es un hecho que evidentemente repugna" el terrorista pesa ahora 47 kilos y "las leyes no quieren que nadie muera en la cárcel".

Además, aseguró que el PP no se arrepiente de su apoyo al PSOE en el País Vasco. "En ese momento era bueno el cambio de Gobierno", sentenció.

  • 1