Rajoy avisa a la Junta in extremis de que la ley de transexualidad invade competencias

El Parlamento aprobó ayer por unanimidad la ley integral de transexualidad, la segunda del pacto PSOE-IU que sale adelante con el apoyo de los tres partidos, incluido el PP.

el 26 jun 2014 / 12:36 h.

El Parlamento aprobó ayer por unanimidad la ley integral de transexualidad, la segunda del pacto PSOE-IU que sale adelante con el apoyo de los tres partidos, incluido el PP. La norma, que los colectivos de transexuales consideran «de las más avanzadas de Europa», introduce el concepto de «autodeterminación de género»: el derecho a cambiar del sexo con el que se nace. Por primera vez se elimina el examen psicológico y el diagnóstico previo que hasta ahora era obligatorio antes de someterse a la hormonación, primer paso para la operación de cambio de sexo. La ley entrará en vigor en los próximos días, sin embargo, el Gobierno central remitió ayer mismo a la Junta un informe del Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas donde advierte de que la ley andaluza «vulnera» las competencias estatales en cinco puntos de su articulado, abriendo así la puerta a un posible recurso que tumbe la norma. No es la primera vez que el Gobierno pone trabas al texto legal sobre la transexualidad, que ha ido cambiando según llegaban los informes de Madrid. En esta ocasión, advirtió ayer la diputada de IU, Alba Doblas, el informe que ha llegado in extremis (ya con la ley aprobada) advierte sobre puntos de la norma que ya habían sido levemente modificados, por lo que espera que el Gobierno no recurra la ley. Las dudas del Ministerio tienen que ver con el sistema que la norma introduce para que los transexuales puedan identificarse según el sexo elegido ante cualquier administración. Se trataría de una especie de tarjeta identificativa para personas transexuales que podrán presentar ante las administraciones andaluzas, incluyendo colegios, universidades y hospitales. Esta tarjeta no sustituye al DNI, pero servirá para acreditarse mientras se tramita el cambio de nombre en el registro, competencia estatal. El Gobierno teme que pueda afectar al Registro Civil, aunque la última modificación de la ley andaluza aclaró que la nueva identidad de una persona transexual no se introducirá en el Registro Civil del Estado. La diputada del PP, Esperanza Oña, aseguró en la tribuna que su partido «ha apoyado la ley a pesar de las advertencias del Gobierno».

  • 1