Local

Rajoy marca distancias: el PP no subirá los impuestos a los ricos

El líder de la oposición asegura que "es malo para la economía y la creación de empleo".

el 11 jun 2010 / 20:22 h.

TAGS:

El presidente del PP, Mariano Rajoy, y el viceprimer ministro del Reino Unido, Nick Clegg, se reunieron ayer en Madrid.

Mariano Rajoy marcó ayer (de nuevo) diferencias con el PSOE, ordenó el paso a sus dirigentes y advirtió al Gobierno. El presidente del PP criticó duramente las subidas del IRPF a las rentas más altas que han anunciado recientemente algunas comunidades gobernadas por los socialistas -entre ellas Andalucía- y afirmó de forma solemne que "ninguna comunidad del Partido Popular va a subir los impuestos en los próximos tiempos" porque "es malo para el crecimiento económico y para la creación de empleo".

En una convención del PP en Ciudad Real, el líder de la oposición indicó que "la prioridad básica del PP, como en 1996, será crear empleo y acabar con el paro". Pero añadió que para ello España "necesita otra política económica" porque lo que se ha hecho estos años con José Luis Rodríguez Zapatero "no vale" y "ha sido negativo y perjudicial para millones de españoles". Por eso, insistió en que "hay que cambiar", puesto que "la política económica que se ha hecho es mala para España". Para conseguirlo, continuó, "es preciso en primer lugar otras personas" y después poner en marcha un plan completo de reformas que genere "seguridad, certidumbre y confianza".

"Es preciso poner orden en la política económica, no anunciar un día una cosa y otro día otra", sintetizó, tras criticar el "improvisado e injusto" decreto ley de recortes sociales que se aprobó hace un par de semanas en el Congreso por un solo voto que, a su juicio, no sirve para que la economía crezca ni para crear empleo.
El ejemplo andaluz. En medio de la "preocupante situación" económica, Rajoy criticó duramente que "ahora" en la mayoría de las comunidades gobernadas por el PSOE se les "ocurra" proceder a subidas de impuestos que, sumadas a la del IVA en julio, el incremento de la luz en un 4% y el recorte de sueldo a los funcionarios, pone "en una situación muy precaria a muchos ciudadanos". El líder del PP citó en concreto que el presidente andaluz, José Antonio Griñán, haya anunciado "una auténtica lluvia de impuestos" en el debate sobre el estado de la región, algo que, a su entender, constituye "un golpe de gracia a las clases medias" que va a generar "una enorme desconfianza en el conjunto de los ciudadanos".

En este punto, afirmó de forma tajante que "ninguna comunidad autónoma del PP va a subir los impuestos en los próximos tiempos" porque incrementar tributos como están haciendo los socialistas "es malo para el crecimiento económico y la creación de empleo". "Aquí hay una política económica distinta y por eso las comunidades del PP van a actuar de manera diferente y no van a subir los impuestos a los españoles", resaltó.

También criticó Rajoy la nueva subida de la luz que anunció el Ministerio de Industria. Precisamente, el PP centrará de nuevo en la economía su control al Gobierno en el Congreso durante la próxima semana, con preguntas sobre la subida de la luz, que formulará el propio líder popular, la reforma laboral y los recortes para reducir el déficit público. Mariano Rajoy preguntará a Zapatero si cree que éste es el momento más adecuado para "hacer pagar aún más a las familias", en referencia a la subida del recibo de la luz. El PP también preguntará a la vicepresidenta primera, María Teresa Fernández de la Vega, sobre los "nuevos esfuerzos" que se "va a pedir a las clases medias".

Obviamente, los populares también quieren debatir sobre el anuncio del Gobierno de un impuesto para los contribuyentes con rentas más elevadas, y pedirán que el Ejecutivo explique "qué condiciones" ha de tener un ciudadano para ser considerado "de los que más tienen", cuando, a su juicio, los "únicos que están pagando" son las clases medias. Por lo que respecta al fracaso de las negociaciones para lograr un acuerdo sobre la reforma laboral, el PP pedirá al Ejecutivo que explique "quién es el responsable de la ruptura del diálogo".

  • 1