Local

Recordar es una lata

¿Recuerda los viejos autómatas de cuerda hechos de lata? Hay jugueterías a las que asomarse da un vértigo de décadas.

el 29 ago 2011 / 18:52 h.

TAGS:

Un día que vaya con tiempo y guste de pasar por la Plaza de San Francisco, levante un poco el pie del acelerador y apárquese a usted mismo en la esquina de Hernando Colón, donde la juguetería de Cuevas tiene un regalo para todo el que se haya merendado alguna vez un pan con chocolate viendo Los Chiripitifláuticos (que era lo que había en la tele a esas horas): la contemplación de sus escaparates.

La foto de arriba es sólo un mínimo ejemplo de la magnificencia con que se honra allí la infancia de hace medio siglo: juguetes de lata de cuerda, esos viejos y a veces toscos ingenios mecánicos cuyo encanto, sin embargo, no ha sido superado por ninguna otra criatura posterior. También están las cajas de soldados para maquetas, desde húsares británicos hasta caballeros burgundios del siglo XV; y las muñecas, y las reproducciones de escala de inventos de Leonardo Da Vinci. Llévese un pañuelo aunque no haga calor. Por si las lágrimas.

  • 1