Local

Reinventando la 'Historia viva'

David Fernández Troncoso y su madre, Carmen Troncoso de Arce, ambos alcalareños, son el director y la escritora de la obra que se representa en el Castillo desde el pasado 28 de febrero, a punto de colgar el cartel de ‘No hay entradas’

el 10 mar 2014 / 21:41 h.

TAGS:

15571226 Numeroso público se da cita en este original modo de revalorizar el patrimonio histórico de Alcalá de Guadaíra. / El Correo Alcalá de Guadaíra está reencontrándose con la Historia viva de su ancestral castillo, a través de una iniciativa teatralizada que nace gracias al Plan Urban de esta localidad, cofinanciado con fondos Feder de la Unión Europea, cuyo objetivo es conseguir la regeneración y la puesta en valor de la riqueza del patrimonio histórico de la zona. David Fernández Troncoso es el director de la obra escrita por su madre, la actriz Carmen Troncoso de Arce, ambos naturales de Alcalá de Guadaíra. Se puede decir, por tanto, que no han dejado en manos de cualquiera la responsabilidad de dar a conocer un monumento con casi 4.000 años de antigüedad y que alberga restos desde la Prehistoria hasta la Edad Moderna. «La idea es mostrar todos los rincones de la fortaleza a los visitantes, además de narrar los principales hitos históricos que dan pie a la construcción del castillo», pero más allá de hacerlo como si de una visita guiada se tratase, David y su equipo pensaron que «a esto le hacía falta una vuelta de tuerca». Es entonces cuando surge este espectáculo teatral que se estrenó el pasado 28 de febrero, día festivo en la comunidad andaluza, y que ha tenido tanto éxito que casi ha conseguido agotar todas las entradas de las sesiones que se desarrollarán hasta el mes de junio. La clave del espectáculo es que combina la parte más puramente histórica con el impacto visual y la diversión que proporciona una representación teatral que, además, es «atractiva, divertida y familiar. Claramente está diseñada para un espacio y en un horario que sea para todos los públicos. Incluso hemos tenido la presencia de alguna que otra mascota entre los asistentes», señala David entre risas. De esta forma, para el director ha supuesto un reto relacionar los datos históricos, que en ocasiones pueden ser densos –sobre todo para los más pequeños–, con la leyenda y la poesía. «La realidad es que la fortaleza es prácticamente un cuartel militar, pero uno podría imaginar muchas otras cosas viendo el castillo. Por eso para nosotros era importante hacer que el espectador se sintiese a gusto con la historia, que la disfrutase». Para lograrlo, las diez representaciones que se realizan tienen una hora de duración, en las que se narran hechos desconocidos para la mayoría de los ciudadanos, incluidos los propios alcalareños. El espectáculo muestra una dialéctica entre personajes de verdad y míticos, así como historias reales e inventadas del lugar donde se originó el municipio de Alcalá de Guadaíra, según apunta David. 15571228En cuanto a la respuesta del público, el director asegura que los canales de promoción previos han jugado un papel fundamental a la hora de dar a conocer la iniciativa, gracias a los cuales las entradas de las primeras funciones se agotaron rápidamente. Pero lo que realmente ha conseguido que la iniciativa esté siendo un verdadero éxito es «el boca a boca. La gente sale encantada de la representación y lo transmite». Prueba de ello es que el teléfono no deja de sonar para conseguir unas invitaciones que son gratuitas previa reserva a través de reservashistoriaviva@gmail.com. «Esto pone de manifiesto por un lado, que el proyecto original del Ayuntamiento de Alcalá era una buena idea porque tiene demanda, pero por otro, que la ejecución en la que nosotros hemos colaborado ha sido acertada», afirma. Para David, la mayor satisfacción ha sido encontrarse con que los asistentes al estreno de Historia viva –en su mayoría habitantes de Alcalá y, concretamente, de la zona del Castillo» se hayan sentido identificados con su historia y, a su vez, orgullosos de ella. «Esta sensación la han tenido tanto mayores como pequeños, sabiendo que éstos últimos son muy sinceros a la hora de juzgar lo que ven, así que han sido un parámetro muy bueno para valorar las reacciones de los espectadores». Pero no solo los alcalareños han disfrutado conociendo profundamente sus tradiciones y patrimonio, sino que «los visitantes de otros lugares han tenido la sensación de que les hemos descubierto un nuevo espacio cultural que les ha sorprendido gratamente». Porque el castillo, a pesar de tener 4.000 años, se conserva de manera impecable: «Algunas veces, cuando visitas a una fortaleza de este tipo, lo que te encuentras son, por así decirlo, tres piedras medio derruidas. Pero el Castillo de Alcalá es tremendamente grande y está muy entero, por eso es muy llamativo». Según informa la página web de Turismo del Ayuntamiento, los hallazgos arqueológicos más antiguos se remontan a la Edad del Bronce, y los más recientes a la Edad Moderna, destacando la gran fortaleza medieval que se mantiene intacta gracias a las numerosas intervenciones de rehabilitación e investigación que posibilitan en la actualidad el uso público y la visita turística. Para la tranquilidad de quienes lleguen tarde a adquirir las invitaciones de Historia viva, el director, David Fernández, adelanta que para el verano tienen en mente otro proyecto que seguro volverá a meterse al público en el bolsillo: «va a ser una iniciativa diferente porque el castillo, en su amplitud, permite muchísimas posibilidades. Así que trabajaremos otra zona que considero que podría ser perfecta para el ocio nocturno veraniego, y de esta forma continuar la tónica que en Sevilla capital y otras zonas se está consolidando, que no es otra que aprovechar las noches estivales para hacer actividades que mezclen ocio y cultura». El contenido, además, se centrará no tanto en descubrir la fortaleza tal y como se está haciendo en la actualidad, sino que el peso lo llevará el espectáculo teatral, sin olvidar, claro está, el fin de destacar el interés histórico del municipio de Alcalá de Guadaíra. Mucho interés el de este espectáculo en el que se unen diversas disciplinas artísticas como «teatro, humor, participación, artes circenses, narración, danza y algunas sorpresas, para que el espectador viva una experiencia fascinante». Porque esta es una obra de alcalareños dirigida a alcalareños, pero afortunadamente abierta a todo aquel que desee adentrarse en la Historia viva más original del municipio sevillano.

  • 1