Cultura

Reyes León conecta el arte jondo con el público infantil

El Teatro Alameda acogerá desde hoy y hasta el próximo sábado (12.00 horas, el sábado a las 18.00) un espectáculo flamenco de marcado acento didáctico a cargo de la compañía de Reyes León. El duende y los recortables es el título de esta amena propuesta en la que la propia Reyes y el también bailaor Juan Martín harán un ilustrativo recorrido por los diferentes palos del flamenco.

el 15 sep 2009 / 16:22 h.

El Teatro Alameda acogerá desde hoy y hasta el próximo sábado (12.00 horas, el sábado a las 18.00) un espectáculo flamenco de marcado acento didáctico a cargo de la compañía de Reyes León. El duende y los recortables es el título de esta amena propuesta en la que la propia Reyes y el también bailaor Juan Martín, con el hilo conductor de la música de Alberto Rodríguez, harán un ilustrativo recorrido por los diferentes palos del flamenco.

"Llevaba un montón de tiempo con este proyecto en la cabeza, lo hemos hecho muy despacio e implicando a mucha gente, pero hemos quedado muy satisfechos con el resultado", explica la directora de la compañía. "Todo empezó porque, en mis clases, a los niños que se portaban bien les regalaba un recortable, pero nunca encontré un recortable flamenco. Empecé a pensar que podrían entender mejor los estilos si los relacionaban con algún elemento: el abanico con la guajira, el sombrero con el garrotín...", recuerda.

A partir de esta ocurrencia, Reyes León desarrolló la historia de unos jugueteros que fabrican un recortable de cartón. Cuando éstos se van a dormir, el duende del flamenco da vida a los seres inanimados y de pronto se improvisa una juerga en toda regla que se prolongará toda la noche.

Alberto Rodríguez, responsable de la composición musical y de las letras, afirma que "hemos cuidado mucho las posibilidades expresivas de la guitarra y la percusión, de modo que a veces pueden sonar como una caja de música o como un serrucho, aunque la estructura del espectáculo es la de un ballet", dice.

Cuando se le pregunta a Reyes León qué es lo más difícil de transmitir al público infantil del espectro flamenco, se lo piensa un instante y responde: "Los chicos son más receptivos a determinados ritmos, como los tangos, que los bailan en seguida. En cambio la soleá, la seguiriya, los compases de amalgama, son un poco más fríos para ellos. En la obra hemos cuidado mucho que los palos sean cortitos, que se expliquen de un modo sencillo, y sobre todo que estén totalmente acordes con la acción. Pero la parte del baile es muy visual, y todos acaban captando la energía", apostilla.

  • 1