Local

Riada de generosidad en Écija

Los afectados por las inundaciones recibieron ayer electrodomésticos

el 11 dic 2010 / 19:18 h.

TAGS:

Tres camiones llegaron ayer por la tarde hasta Écija cargados de electrodomésticos que comenzaron a ser repartidos entre los afectados por el desbordamiento del río Genil el lunes, que inundó un millar de viviendas. Frigoríficos, lavadoras y hornillos que llegan gracias a las donaciones "de una serie de particulares", según explicó el alcalde, Juan Wic (PSOE), quien aclaró que por ahora quieren seguir en el anonimato.


El material está destinado a viviendas del barrio de la Alcarrachela y de las calles La Puente, Bodegas, Vidal, Barquete, Santa Brígida, Merced y Huerta, además de a un par de Emparedado y Cava. Con ello se pretende que estas familias puedan volver a hacer cosas tan básicas como lavar la ropa, conservar sus alimentos o cocinar, porque la crecida arruinó los electrodomésticos con lo que lo hacían hasta entonces.


No todas las familias reciben lo mismo, sino que en cada caso notifican qué es lo que necesita en función de lo que no consiguieron poner a salvo cuando se produjeron las inundaciones. Precisamente, la noche anterior llegó otra remesa con colchones, somieres y ropa de cama para dar respuesta igualmente a esta demanda, según expusieron desde el Ayuntamiento de Écija.


El material fue repartido casa por casa por trabajadores municipales y por un nutrido grupo de voluntarios que también quisieron aportar su granito de arena en una situación tan dramática para muchas familias.


La ciudad sufrió durante el puente la inundación de un tercio de su casco urbano, como consecuencia de la mayor subida registrada hasta la fecha del Genil, que se situó en casi los 7,4 metros. El agua inundó las calles del municipio, que se convirtieron en un río por el que incluso muchos vecinos, en una ciudad aficionada a la piragua, aprovecharon este medio de transporte para desplazarse. La situación obligó a activar el plan de emergencia provincial y más de 400 efectivos intervinieron en las labores de rescate y ayuda en Écija. De éstos, unos 250 fueron miembros de la Unidad Militar de Emergencia (UME), desplegada para la ocasión en este municipio.


La situación obligó incluso a evacuar el hospital San Sebastián, de manera que algunos enfermos fueron trasladados al de Osuna.


Desde 1997, cuando la crecida del Genil anegó gran parte de los barrios más cercanos al río, la ciudad no vivía una jornada como del pasado día 7. La subida del arroyo Argamasilla primero y del río durante la madrugada anegó los barrios del Puente y la Alcarrachela, el Valle, el parque de Andalucía, el polígono l El Limero y calles del centro de la ciudad.
Las precipitaciones dejaron 107 litros por metro cuadrado en apenas 12 horas, provocando la crecida, si bien no hubo que lamentar daños personales.

  • 1