jueves, 21 marzo 2019
10:22
, última actualización
Cultura

Robert Barto: La verdad desnuda

el 14 mar 2010 / 20:51 h.

Uno de los mayores placeres que nos ha deparado el Festival de Música Antigua este año es encontrarnos, por vez primera, con el laudista norteamericano Robert Barto, un nombre clave en el instrumento cuyo magisterio es bien conocido por los aficionados al tratarse de un intérprete prolífico que ha dejado testimonio en decenas de discos consagrados a autores como Hagen y Weiss.

Su personal manera de tocar, muy arrimado al laúd, casi arrullándolo con el gesto, y su sentido de la fluidez, del ritmo y de la transparencia estaban ahí. Sin embargo algo debió pasarle a Barto que denotó cierta incomodidad. De antemano acortó el recital modificando el programa, no ofreció ningún detalle verbal –originalmente era un concierto/conferencia– y al final se excusó ante el público: “He fallado varias notas”, confesó antes de regalar una breve propina.

La sinceridad, cuando proviene de un grande como él, agiganta todavía más. No debió ser el concierto soñado pero ofreció una lección de verdad y no pocos instantes grandes: una Suite de Weiss ligera, casi volátil, y un Bach sereno, hondo, pausado, dejándose mecer en cada movimiento. “Gracias por acogerme en esta bella ciudad”, concluyó. ¿Fue un hasta siempre?

  • 1