Economía

Saldaña preconiza 'la muerte' del algodón

El futuro del algodón cada vez es más negro, de ahí que tanto la Junta como los agricultores muestren su contrariedad ante las noticias que llegan de Bruselas. Sin ir más lejos, el consejero de Agricultura, Isaías Pérez Saldaña, denunció que la posición europea es "inadmisible" porque verifica la muerte...

el 14 sep 2009 / 20:05 h.

El futuro del algodón cada vez es más negro, de ahí que tanto la Junta como los agricultores muestren su contrariedad ante las noticias que llegan de Bruselas. Sin ir más lejos, el consejero de Agricultura, Isaías Pérez Saldaña, denunció que la posición europea es "inadmisible" porque verifica la muerte de la producción por la vía de la agonía.

La postura de Bruselas se mantiene en los mismos términos que en septiembre de 2006, cuando el tribunal de la UE anuló la reforma para el cultivo al considerar que las repercusiones sociales y económicas que suponía eran desproporcionadas.

Antes de reunirse con los representantes del sector algodonero para analizar la nueva propuesta comunitaria, Saldaña advirtió que no están dispuestos a que el algodón en Andalucía muera por esa vía y precisó que seguirán negociando para encontrar una posición común. Para el consejero del ramo, la iniciativa de la comisaria europea es la peor de las propuestas, que ya ha tenido dos años de repercusiones claras, con unas pérdidas de 11 millones de euros por cada año de ayuda acoplada y con un descenso de la producción de algodón de hasta 80.000 toneladas. El consejero recordó que ya no es posible un recurso jurídico porque la impugnación presentada por España fue anulada por el Tribunal de Justicia de la UE.

Pérez Saldaña destacó que la Consejería y COAG mantienen la propuesta del 80% de ayuda acoplada -se obliga a producir y cosechar- y el 20% desacoplada -no hace falta sembrar-, mientras que las organizaciones UPA y Asaja plantean ese complemento al 100%. El consejero afirmó que esta última posición supondría la pérdida absoluta del algodón, con lo que se abandonaría la producción en Andalucía.

Para Pérez Saldaña, la posición de la Consejería y la de COAG podría servir como un elemento puente para poder alcanzar un acuerdo aceptable y si no, al menos sí una mínima posibilidad de que esa ayuda fuera de un 50%. El consejero además dijo que si no es posible mantener toda la producción, habría que intentar lograrlo en condiciones de rentabilidad de rendimiento, con un porcentaje cercano al 60%.

Por su parte, UPA rechaza la propuesta de reforma en el sector porque no garantiza el futuro del mismo, la viabilidad de las explotaciones ni la continuidad de la actividad económica. Agustín Rodríguez, secretario general de UPA Andalucía, expresó su oposición a la reforma actual porque incentiva el abandono y no asegura la viabilidad del sector anterior a 2005. Señaló que UPA exige un desacoplamiento total para el cultivo del algodón, lo que supondría que todos los pagos fuesen independientes a las cosechas.

  • 1