viernes, 15 febrero 2019
20:13
, última actualización
Economía

Salgado: "Estamos seguros de lo que estamos haciendo"

La UE alerta del riesgo de una «década perdida» si no se acometen reformas de calado

el 25 may 2010 / 21:11 h.

La vicepresidenta económica española, ayer, a su llegada a la primera jornada del Foro Económico de Bruselas.

"Estamos seguros de lo que estamos haciendo". Así de contundente se mostró ayer la vicepresidenta económica, Elena Salgado, quien aseguró que el Gobierno está convencido de sus medidas de ajuste y de las reformas que ha anunciado a pesar de la situación de los mercados, que caen con fuerza ante las dudas sobre la estabilidad del sistema financiero europeo. "Nosotros estamos en un proceso de consolidación fiscal y en un proceso de reformas y, por tanto, estamos seguros de lo que estamos haciendo", afirmó.

La vicepresidenta segunda del Gobierno intervino ayer en Bruselas en un foro económico, en el que subrayó la importancia de las medidas de ajuste presupuestario de cara a recuperar la confianza de los mercados. "Esta cuestión es esencial para la recuperación", aseguró Salgado, que defendió la necesidad de mostrar políticas de ajuste "creíbles".

Además, Salgado insistió en que el Ejecutivo comparte con el Fondo Monetario Internacional (FMI) la necesidad de llevar a cabo importantes reformas económicas en España, pero abogó por "dar tiempo a la negociación" para llevarlas a cabo.
"El FMI hace una valoración muy positiva de las medidas de ajuste que acabamos de anunciar y, por supuesto, marca la necesidad de hacer reformas, una necesidad en la que también coincidimos", dijo.

En este escenario, el comisario de Asuntos Económicos, Olli Rehn, alertó del riesgo de una "década perdida" para la economía europea si los Gobiernos no acometen reformas estructurales en el mercado laboral, el sector servicios o la inversión en I+D. Sin estas reformas, el PIB de la UE crecerá 6 puntos menos y el paro no bajará del 7%-8% al final de la década. "El gran riesgo es que una vez que la recuperación se fortalezca, nos crucemos de brazos, caigamos en la autocomplacencia y nos olvidemos de las reformas estructurales. Eso nos llevaría a una recuperación lenta o incluso a una década perdida", dijo Rehn.

De no acometerse estas reformas, "nuestro potencial de crecimiento se quedará de manera permanente por debajo de la senda considerada posible antes de la crisis.

Este es un riesgo muy real, porque la baja inversión y el aumento del paro estructural ya han reducido el potencial de crecimiento para los próximos años", alertó.

Dentro de las iniciativas contra la crisis, el Gobierno italiano aprobó ayer con reservas un paquete de medidas que prevé un ahorro de 24.000 millones en 2011 y 2012, sobre todo basado en la lucha contra la evasión fiscal y el recorte de gasto de los ministerios.

Por su parte, Alemania está estudiando prohibir todas las posiciones cortas al descubierto sobre las acciones que cotizan en las bolsas del país, con lo que ampliaría la decisión tomada la semana pasada de prohibirlas sobre los bonos gubernamentales y algunas entidades financieras alemanas, así como respecto a los seguros de crédito contra impago (CDS).

 La bolsa pierde el 3,05% y marca mínimo anual

Las bolsas europeas y el euro marcaron ayer nuevos mínimos anuales por las dudas sobre la solvencia de la Eurozona, acentuada por las nuevas recomendaciones a España por parte del Fondo Monetario Internacional (FMI).

La bolsa española bajó 283,50 puntos, equivalentes a un 3,05%, con lo que el selectivo Íbex 35 se situó en mínimos anuales.

Lisboa cedió un 2,75%, Milán un 3,40%, Zúrich un 2,06%, París un 2,9%, Londres un 2,54% (cerró al nivel mas bajo de los últimos ocho meses) y Fráncfort un 2,34%.

Las pérdidas comenzaron con el inicio de la sesión, como efecto reflejo del cierre en negativo de Wall Street y de los mercados asiáticos, sensibles a la escalada de la tensión entre Corea del Norte y del Sur. Las recomendaciones del FMI a España acentuaron en otras plazas europeas los temores sobre la economía española, su solidez y su capacidad de resistencia a las reformas que será necesario llevar a cabo.

La decisión del Banco de España de intervenir Cajasur planeó igualmente en las bolsas europeas, al poner una vez más de manifiesto la necesidad de reformar el sector de las cajas de ahorros.

Los analistas consideraron, sin embargo, la reacción de los inversores a la decisión del Banco de España "exagerada" en tanto que no cambia el panorama, si bien añade preocupación. "En realidad ha sido una mezcla de noticias negativas lo que preocupa y pone muy nerviosos a los inversores", afirmó al cierre del mercado el gestor de fondos Thorsten Winkler, de Veritas Investment Trust.

Aunque abultadas, las caídas fueron al cierre menos importantes de lo que hacía aventurar la jornada.

En Madrid, las pérdidas del Íbex las encabezó Banco Popular, con un retroceso del 5,34%, seguido de Telecinco, que retrocedió el 5,08%. 

  • 1