sábado, 20 abril 2019
18:02
, última actualización
Local

Salud plantea dar partes de baja que estén exentos de renovación

El médico concederá los partes de baja el primer día y cubrirán toda la convalecencia.

el 24 feb 2010 / 19:28 h.

TAGS:

"Si España y Andalucía tienen uno de los mejores sistemas sanitarios del mundo es debido al modelo de atención primaria", explicó ayer sin ambages la consejera de Salud, María Jesús Montero en la comisión sobre la materia en el Parlamento de Andalucía. La atención primaria es con frecuencia el primer contacto del enfermo con el sistema sanitario, por lo que uno de los empeños de la administración es trabajar en que esta relación sea lo más fluida y directa posible. Todas las medidas -como la receta electrónica- que evitar en lo posible el desplazamiento innecesario del ciudadano al centro de salud -para reducir también la carga de trabajo del médico- se encuadran en ese contexto de actuación. La última de estas iniciativas la planteó ayer Montero: el médico de familia podrá dar en un único acto hasta 12 partes de baja que cubran todo el período de convalecencia del paciente.


Para poner en marcha esta medida Salud inició en enero un proyecto piloto en 12 centros de salud de la comunidad sobre 300 patologías y en el que están implicados un centenar de profesionales sanitarios.


El objetivo de este estudio es establecer los tiempos mínimos óptimos de recuperación de ciertas patologías o lesiones que estén detrás de la concesión de una baja laboral. Esto se está haciendo en colaboración con la Sociedad Española de Medicina Familiar y Comunitaria.


Se trata de que el paciente reciba el primer día que visita al médico para obtener la baja hasta un máximo de 12 partes que cubrirán todo el proceso de convalecencia, de manera que sólo tendrá que volver a ir al médico al final de este período o, de restablecerse antes, en este momento para recibir el alta.


En principio este segundo extremo no debería ocurrir nunca puesto que Salud está trabajando con patologías cuya baja tiene una duración muy poco variable. Montero puso de ejemplo una prótesis de cadera. "Es evidente -señaló- que esta persona no se va a curar en una semana ni en dos, de modo que el sistema puede dar, sin ningún riesgo a fomentar la abstención laboral injustificada, bajas laborales que cubran cierto tiempo".
Este sistema ahorrará al paciente acudir cada semana al centro de salud para renovar la baja y evitará al médico tener que dedicarse inútilmente a tareas burocráticas, con lo que gana tiempo efectivo para la atención médica directa a los enfermos.


Esto no es baladí en el caso de las bajas laborales, puesto que, de media, un médico de familia andaluz atiende al año unas 1.700 consultas por este motivo. Salud prevé ahorrarles muchas de estas visitas a los médicos de cabecera aunque aún no tiene un dato aproximado. Cada año se expiden en la comunidad hasta 850.000 bajas temporales, con una duración media de 54 días.


Plan de parto y nacimiento. La consejera señaló también que su departamento ha creado un documento, denominado Plan de Parto y Nacimiento, que recogerá los deseos y expectativas de las futuras parturientas, mediante el que podrán pactar con los profesionales sanitarios cómo quieren llevar a cabo su parto.


Montero concretó que este plan es un documento escrito que se ofrece a la futura madre entre las semanas 28 y 32 de gestación para que exprese sus preferencias. De este modo, una vez cumplimentado, se incorpora a la práctica clínica y determina las prioridades de la mujer, si bien salvaguardando las contingencias y las garantías necesarias que puedan presentarse durante el desarrollo del embarazo y parto.

  • 1