martes, 19 febrero 2019
00:48
, última actualización
Local

San Jerónimo estrenará parque en marzo

La pasarela peatonal que conectará ambas orillas del río, uniendo el barrio con el parque del Alamillo, empezará a montarse este verano.

el 28 jul 2010 / 19:41 h.

Recreación de la pasarela peatonal que conectará las dos orillas.

El nuevo parque de San Jerónimo, que estará conectado con el parque del Alamillo a través de una pasarela peatonal sobre la dársena del río, abrirá sus puertas al disfrute de los ciudadanos en marzo de 2011. El alcalde de Sevilla, Alfredo Sánchez Monteseirín, y el presidente de la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir (CHG), Pedro Rodríguez Cantero, visitaron ayer la zona para conocer el desarrollo de los trabajos de adecuación del parque, que se extenderá sobre una superficie de más de 22 hectáreas a lo largo de 2.186 metros.

Esta actuación, enmarcada en el convenio marco de colaboración entre el Consistorio hispalense y la CHG para la restauración de los cauces, dará continuidad al paseo fluvial que se configura a lo largo de la margen izquierda del Guadalquivir y permitirá el acercamiento del barrio de San Jerónimo a la lámina de agua del río, separados hasta ahora por un muro.

Esta intervención cuenta con un presupuesto de más de 8,6 millones de euros y está financiada al 30% por el Consistorio de Sevilla y al 70% por la CHG a través de los fondos Feder asignados por la Unión Europea.

Una de las actuaciones más importantes que contempla este proyecto es la construcción de una pasarela peatonal sobre la dársena de 224 metros de longitud que posibilitará la interconexión de ambas márgenes y, a su vez, la unión del parque de San Jerónimo con el del Alamillo, también en pleno proceso de ampliación.

Diseñada en estructura metálica y con una anchura de tablero de 4,1 metros, la pasarela que salvará la dársena está "prácticamente terminada en taller", por lo que su montaje se iniciará a lo largo del verano, según explicó el ingeniero jefe del proyecto y director de las obras, Jaime Palop. Para la cimentación profunda de los pilares que sustentan la plataforma ha sido necesario rellenar temporalmente el cauce, dejando una zona intermedia abierta para permitir la circulación natural del agua. La pasarela se situará a una altura sobre la lámina de agua de 5,58 metros en el extremo más cercano a la orilla del parque del Alamillo y de 6,97 metros en el extremo próximo a San Jerónimo.

Estos trabajos, que como señaló el propio presidente de la CHG Pedro Rodríguez Cantero, también han sufrido diversas "modificaciones y dificultades" desde su planteamiento inicial, posibilitarán además la supresión de barreras en el barrio, procediéndose a la eliminación del muro que delimitaba el antiguo parque, que suponía una separación tanto física como visual entre los vecinos y el río. De este modo, por vez primera se posibilitará la visibilidad de la dársena desde la avenida José Galán Merino.

Durante su visita a la zona, el alcalde hispalense destacó como "una de las grandes actuaciones" del Gobierno municipal en la última década su apuesta decidida por recuperar "todas y cada una de las orillas del río Guadalquivir y de su cuenca en el término municipal de Sevilla para el disfrute de la ciudad".

zona verde. Monteseirín subrayó también la "importancia" del barrio de San Jerónimo para el Gobierno de la ciudad, y en esta línea anunció la creación de una nueva zona verde en un espacio libre situado entre las calles Tren Shangai, Cantina y Traviesa. Este área de esparcimiento contará con juegos infantiles, parterres y un quiosco bar de 90 metros cuadrados. Las obras de esta nueva zona verde, valoradas en 2,6 millones de euros, ya han sido adjudicadas y comenzarán a partir de septiembre con un plazo de ejecución de ocho meses.

El alcalde señaló que con la apertura del transformado parque de San Jerónimo se conceden "muchas posibilidades" al barrio para que deje de ser "un fondo de saco" y pase a convertirse en un lugar de paso. El edil reivindicó que, gracias al programa marco de colaboración con la CHG, "no habrá ni un sólo centímetro de la orilla de la dársena del río histórico que no haya sido transformado y urbanizado para disfrute de todos los ciudadanos".

  • 1