domingo, 16 diciembre 2018
02:19
, última actualización
Economía

Santa Bárbara ensamblará una parte de los 589 vehículos para el Reino Unido

Las primeras unidades se entregarán a partir de 2017 y durante los siete años siguientes, por lo que el impacto laboral aún tardará un poco en sentirse

el 06 sep 2014 / 09:30 h.

TAGS:

Imagen Quay (16100957) copiarwebEl Ministerio de Defensa británico ha adjudicado a la empresa General Dynamics Reino Unido un megacontrato, por importe de 4.400 millones de euros, para la fabricación de 589 vehículos blindados para el Ejército, que recibirá las primeras unidades en 2017 y hasta el año 2024, en el que representa el contrato británico más importante en los últimos treinta años en este capítulo. Más si cabe, ante la restricción presupuestaria que muchos Gobiernos mantienen en sus departamentos de Defensa. Se trata de una gran noticia no solo para la filial británica de General Dynamics, puesto que de este contrato también se beneficiarán otras fábricas del grupo, entre ellas, las dos españolas de Santa Bárbara Sistemas en Alcalá de Guadaíra (Sevilla) y Trubia (Asturias), según confirmaron ayer fuentes de la empresa, que dan por hecha esa participación aunque sin concretar aún qué parte del jugoso pastel corresponderá a cada una de las plantas, y teniendo en cuenta que el Reino Unido absorberá la mayor parte del trabajo, como suele ocurrir en los contratos que formalizan los gobiernos en materia de defensa. No obstante, fuentes cercanas a la factoría de Alcalá, especializada en el ensamblaje de vehículos blindados como el Pizarro y el Leopard, confiaron en que Sevilla pueda asumir en torno a un 10 o 15 por ciento del contrato, lo que se traduce en el montaje de alrededor de un centenar de esos vehículos. La planta sevillana espera tener noticias en este sentido dentro de varias semanas. «Santa Bárbara ha colaborado desde el principio en el diseño y verificación de los prototipos de este vehículo», precisaron fuentes de la firma, tanto en la ingeniería desde las oficinas de Madrid, como en Trubia (donde se fabrican las grandes estructuras: la barcaza y la torre) y también en Alcalá, donde se han integrado los prototipos de esa plataforma y se han hecho las pruebas de verificación. «Las expectativas son de seguir colaborando y trabajando» en este proyecto, añadieron. Este vehículo, denominado SV (special vehicle), se corresponde con un carro de combate con cadenas, similar al Leopard y Pizarro, aunque de mayor tamaño y con un diseño específico para el Reino Unido, aunque su desarrollo se inspira en la experiencia cosechada con el Pizarro, el vehículo que adquirió el Ejército español. Sevilla aspira a asumir carga de trabajo vinculada a su especialización, que reside en el ensamblaje final de vehículos blindados y en el desarrollo de pruebas. Así, por ejemplo, desde hace varios meses en la planta sevillana se testa una plataforma base del futuro vehículo del Reino Unido –que contará con seis prototipos diferentes– mediante lo que se conoce como una «prueba acelerada de vida», que consiste en simular el ciclo de vida del producto de una forma acelerada hasta los 10.000 kilómetros. «Se trata de comprobar que durante esa vida del producto todo funciona y resiste a pesar del desgaste propio a lo largo de esos 10.000 kilómetros», y algunos de cuyos resultados también se validan en Sevilla. A día de hoy trabajan en la factoría sevillana 143 personas más otra docena procedente de una ETT, indicaron fuentes laborales, que precisaron que en los últimos meses han tenido que reforzar los puestos ante el incremento de carga de trabajo. «Se está terminando de montar un vehículo austriaco, que dará trabajo entre seis y nueve meses», reseñaron. Actualmente, las plantas del grupo están inmersas en un ERTE que determina mensualmente la baja temporal de trabajadores en función de la actividad. Esta medida se suma al ERE presentado a principios de 2013 y que supuso el despido de 82 trabajadores de los 229 con que contaba la factoría. Todos coinciden en que haber ganado este contrato supondrá un perfecto «escaparate» para que otros países se fijen en el producto de General Dynamics. De hecho, el prototipo hecho en Sevilla está actualmente en una exposición en Gales, que ha sido visitada por el propio Obama, según comentaron. Por otra parte, Santa Bárbara continúa trabajando para posicionarse a la caza de varios contratos internacionales de los que no quiso dar pistas. No obstante, del interés mostrado por Arabia Saudí para adquirir una partida de vehículos Leopard –de la que se lleva hablando desde hace seis o siete años– la compañía confirmó que «no ha habido novedad alguna».

  • 1