Local

Sevilla Este: cuando la distancia no es sólo una cuestión de kilómetros

El barrio de Andalucía Residencial pide mejorar las conexiones con el Centro

el 15 dic 2014 / 12:54 h.

TAGS:

El nuevo punto de referencia es el hotel Vértice. En una de sus caras se abre la calle Albaicín, con un aspecto más bien de plazoleta. Aquí confluye el día a día de los vecinos de Andalucía Residencial, en el Sector 6 de Sevilla Este. Su aspecto no es el habitual. El albero y las vallas están por todas partes mientras un grupo de operarios se afana en renovar las cometidas de suministro y el acerado. Eugenia Osuna, la presidenta vecinal –Yeni para sus convecinos–, se asoma al tajo: «Ya era hora. Esto estaba desde el Plan de Barrios y no podía esperar más», dice en compañía de su perro Biris, al tiempo que muestra su preocupación por el posible parón que puedan sufrir los trabajos de cara a los próximos días: «Queremos que se cumplan los plazos que han dado y que siga a buen ritmo como hasta ahora», expone a Vicente Morales, presidente de los comerciantes de la zona (Acropofase), que acaba de llegar para abrir la autoescuela que tiene en una de las galerías. sevilla-este-obrasLa imagen de zafarrancho es bien recibida pero también mantiene en vilo a las tiendas del entorno. «Era necesario pero que no tarde mucho, por Dios. Con la obra, la gente deja de venir y las ventas están como para bajar más aún», relata el responsable de un negocio de ultramarinos, que reconoce que los trabajos «llegan en el peor momento» con las navidades «tan cerca». Por la calle El Campo de la Verdad viene Lourdes sorteando los baches de un acerado que han levantado las raíces de los árboles. «Esto necesita que se intervenga en todo el barrio», apunta mientras señala los problemas de conexiones que arrastra la barriada desde su constitución hace varias décadas. «Esto sería ideal si tuviéramos el Metro», subraya María mientras Vicente expone otro problema que amenaza la economía local: «Tenemos un triángulo de grandes superficies y supermercados. Sin un plan de ayuda fuerte, el comercio de barrio no aguanta más», advierte. Las primeras horas de la tarde llenan de actividad el club social Anres, un logro vecinal que cuenta con una intensa programación. No se queda atrás la sede vecinal, en la avenida de la Aeronaútica, donde se prepara un teatro con los niños para el jueves. Más información sobre la situación de este barrio en la edición de papel de El Correo de Andalucía.

  • 1