Local

Sevilla resiste la crisis como sede de grandes eventos

El alcalde prevé hasta ocho citas en 2010 con más de 1.000 asistentes.

el 20 ene 2010 / 06:21 h.

TAGS:

Sevilla presentó ayer su oferta turística para 2010 con los lastres de la imposibilidad de activar la oficina del Convention Burau, la falta de nuevas proyectos y el retraso de iniciativas como la ampliación del palacio de exposiciones y congresos. Fue el alcalde, Alfredo Sánchez Monteseirín, quien destacó tanto el programa cultural para el presente ejercicio como los grandes eventos ya contratados para este año. Casi 60, entre ellos 8 con una asistencia prevista de 1.000 personas.

Tanto durante su presentación ante el sector turístico como en su intervención posterior ante la Cámara de Comercio de Italia -el segundo mercado internacional de la ciudad, que ha aportado casi 230.000 pernoctaciones en 2008 y más de 106.000 viajeros-, el alcalde destacó la programación para la ciudad en 2010. Según el regidor, están previstos 56 grandes eventos, de los que 44 atraerán a menos de 500 personas; en cuatro casos habrá entre 500 y 1.000 en un total y en ocho casos se prevé la asistencia de más de un millar de personas. En este listado, el regidor incorporó congresos, pero también grandes eventos anuales como la Bienal de Flamenco, el Festival de Cine Europeo, el Festival de Música Antigua o los conciertos de Alejandro Sanz y U2.

"Los mimbres para hacer la canasta están, el que sepa hacerlo tendrá éxito. Hay muchos recursos, búsquenlos, echen a volar la imaginación y hagan propuestas. Colaboraremos en todo lo posible", indicó el alcalde a los representantes del sector turístico de Sevilla que acudieron a la Casa de América en Madrid. El regidor se apoyó en los datos: la estancia media en todos los grandes eventos es de tres días, y acuden a establecimientos hoteleros de más de tres estrellas. Las principales reuniones durante el pasado año se enmarcaron en el sector médico-sanitario, económico-empresarial y universitario, con una media de 500 delegados y una estancia media de 3,5 días en alojamientos de cuatro estrellas.

"El sector turístico es un gran aliado en los momentos complicados. Cuando otros sectores muy pujantes en los últimos años se han venido un poco abajo, el turismo nos está ayudando a compensar. Ya tiene experiencia en sacarnos las castañas del fuego", apuntó el alcalde. Pese a estas declaraciones, en el último año el sector sufrió una caída de entorno a un 5% y se han producido problemas como el fracaso del proyecto de la oficina del Convention Bureau por no encontrar el Ayuntamiento un candidato adecuado para el puesto.

"La situación en Sevilla es idéntica un año después. La oficina debería encargarse de la captación de congresos público-privados. Las consecuencias de esta ineficacia se verán reflejadas en los próximos años", criticó el presidente de la asociación sevillana de organizadores profesionales de congresos, Gustavo de Medina. En el otro lado de la balanza, el presidente de las agencias de viajes de Sevilla, Antonio Tavora, también presente en la presentación en la Casa de las Américas, aplaudió la presentación realizada por el Ayuntamiento y los objetivos marcados por el alcalde para 2010.

Entre las carencias de nuevo asomó la ampliación del Palacio de Congresos. Ni rastro de Fibes en el discurso de presentación del alcalde ante la Cámara de Comercio italiana y ante el sector turístico. La ampliación debía estar lista este año -incluso el alcalde llegó a ofrecerla como sede de la cumbre europea con motivo de la presidencia española-, pero de momento no sólo hay problemas de plazo, sino también de financiación de la obra.

  • 1